Caldeando el ambiente en Ucrania y Taiwán

Para delimitar las responsabilidades del incremento de la tensión militar solo hay que fijarse en dos cosas: la iniciativa y la geografía.

Rafael Poch

La administración de Biden está caldeando el ambiente militar en una acción en dos frentes, contra Rusia en Ucrania y el Mar Negro, y contra China en el espacio de Taiwán, en el Mar de China meridional. Todo ello está dando lugar a medidas de respuestas rusas y chinas en cada uno de esos teatros, pero no hay nada de “responsabilidades compartidas” en este asunto. Lo que hay es, en primerísimo lugar, una temeraria irresponsabilidad de Estados Unidos.

Para convencerse de ello no hay más que atender a dos aspectos: la iniciativa, de dónde proviene el impulso inicial que provoca la tensión, y la geografía, es decir dónde se localiza el escenario.

Sobre el impulso, se trata de la iniciativa de Estados Unidos y sus vasallos europeos de agobiar a Rusia avanzando su maquinaria militar hasta sus mismas fronteras. Eso comenzó en los años noventa cuando la OTAN incumplió los acuerdos establecidos, muchos de ellos no firmados, que rodearon a la unificación alemana. Que a la política de paz y desarme de Gorbachov, con retirada y disolución del Pacto de Varsovia, siguiera la ampliación de la OTAN como bloque anti ruso, despreciando la Carta de la OSCE de noviembre de 1990, es algo que entra de pleno en los anales de la infamia geopolítica.

Que un bloque que gasta en armas y ejércitos 954.000 millones de dólares clame contra la amenaza de Rusia, que gasta 66.000 millones, más de catorce veces menos, es algo que solo una profunda corrupción mediática permite hacer pasar por normal. Que las maniobras de 30.000 soldados de 26 países (Defender Europe, 2021) que ahora mismo están teniendo lugar pasen como “respuesta” y “defensa”, pertenece a la misma categoría.

Y respecto a la geografía: que todo eso suceda en el entorno inmediato de Rusia, un país que ha sido repetidamente invadido por Occidente a lo largo de su historia, acaba de situar, de forma incontestable, el tema de las responsabilidades. Y lo mismo vale para China, con el vasallo japonés (unos 20 millones de chinos muertos en el conjunto de Asia Oriental durante su última expansión imperial) en el papel que ahora mismo Alemania (26 millones de muertos en la URSS con su invasión hitleriana) desempeña en Europa.

La instrumentada radicalización de Zelensky

En la actual operación de caldeamiento Ucrania y Taiwán son los instrumentos. El Presidente Volodymir Zelensky ganó las elecciones de 2019 con la esperanzadora promesa de acabar con las hostilidades en el Este de Ucrania y con la virulenta línea antirrusa de su predecesor pero desde entonces la economía ha continuado deteriorándose y su popularidad se ha hundido. Casi diez millones de jóvenes ucranianos han emigrado al extranjero (Rusia y Occidente) en busca de trabajo y huyendo del alistamiento militar (Ucrania declara oficialmente 9000 desertores). Con ese panorama, las tornas han girado y Zelensky está más abierto que nunca a la instrumentalización exterior.

 Ucrania ha dejado claro su rechazo a seguir participando en el foro de Minsk, un marco negociador con Rusia, Alemania y Francia creado en 2015 sin Estados Unidos (peligroso precedente para el tutelaje continental de Washington). Zelensky también se ha retirado, en febrero, de los acuerdos de 1991 sobre aviación civil y uso del espacio aéreo ex soviético, ha reducido el comercio con Rusia a su mínima expresión y ha cerrado medios de comunicación en ruso en su país, entre ellos la cadena de televisión 112, una de las más plurales. Paralelamente, el número de vuelos de aviones militares de la OTAN junto a las fronteras rusas se ha incrementado un 30% en lo que llevamos de año y también la presencia de barcos de guerra americanos en el Mar Negro ha aumentado.

La administración de Biden incluye algunos de los personajes que fueron protagonistas en todo aquello que el cambio de gobierno en Kiev del 2014 tuvo de golpe de Estado, entre ellos Victoria Nulan (la autora del famoso “fuck the EU”) y el propio actual secretario de Estado, Antony Blinken, gente que parece considerar inacabada aquella operación que desencadenó la reincorporación de Crimea a Rusia y la revuelta armada de las regiones del Este.

En este contexto y circunstancias, Zelensky ha sido inducido a incrementar su beligerancia. Mientras fluyen millones de dólares en ayuda militar, desde febrero se suceden los incidentes militares en las regiones del Este. En marzo Zelensky proclamó planes para recuperar Crimea militarmente y en abril se ha dirigido a Estados Unidos y la OTAN con la solicitud de ingreso en ese bloque militar. Biden ha respondido declarando su “apoyo inquebrantable a las aspiraciones euro atlánticas” de Ucrania. “Hemos recibido una fuerte señal de solidaridad de nuestros socios internacionales que apoyan resueltamente la integridad territorial y soberanía de Ucrania ante la escalada rusa”, ha dicho el portavoz de exteriores del gobierno de Kíev.

Lo que está en juego en esta escenificación es hundir el casi acabado gaseoducto Nord Stream 2, que es el principal nexo económico de Alemania con Rusia. Un conflicto militar en Ucrania reavivado, en el que Rusia siempre será presentada como responsable (ya lo está siendo por mover tropas dentro de sus fronteras en reacción a todo lo descrito) pondría el motivo perfecto. Alemania es el país clave para cortar el vector de integración euroasiática que Pekín y Moscú promueven. “En la administración Biden hay interés en fomentar la tensión en Ucrania instrumentalizando a ese país”, ha dicho el diputado ruso Konstantin Zatulin.

Jugando con Taiwán

En cuanto al frente chino, sin llegar a cuestionar su compromiso de 1979 que reconoce que Pekín es el gobernante legítimo de toda China, incluida Taiwán, la administración Biden está igualmente buscando provocar respuestas de China. Biden ha sido el primer presidente en invitar a su investidura al embajador virtual de Taiwán en Estados Unidos, Hsiao Bi-Khim.

Los funcionarios del gobierno de EE.UU. reciben regularmente a visitantes taiwaneses en sedes oficiales y visitan las “representaciones económicas y culturales” de Taiwán en Estados Unidos que actúan como embajadas de facto.  El embajador de Estados Unidos en Japón recibió demostrativamente en marzo en su residencia a su homologo taiwanés. El mismo mes el embajador de Estados Unidos en Palau (estado insular) visitó Taiwán. Fue la primera visita de un embajador en activo a la isla en 40 años. Palau es uno de los quince estados que mantienen relaciones diplomáticas con Taiwán en lugar de con Pekín.

El Instituto Americano de Taiwán, que es la virtual embajada de EE.UU. allá, celebró un congreso bilateral para debatir la cooperación en foros internacionales (en los que Taiwán no está reconocida como Estado ni miembro). El secretario de Estado Blinken ha presionado al gobierno de Paraguay (otro de los quince países que aún reconocen a Taiwán) para que mantenga su reconocimiento. El 10 de marzo Blinken se refirió a Taiwán como “país”: “a country that can contribuye to the World”, dijo.

Todo esto ha dado lugar a notas de protesta de China que ha recordado que, “el principio de una sola China es el fundamento político de las relaciones entre China y EE.UU.”.

   Los medios de comunicación occidentales han enfatizado la noticia de que China envió aviones de guerra que entraron en la Zona aérea de defensa de Taiwán (ADIZ), pero esa maniobra frecuentemente presentada como “violación del espacio aéreo taiwanés” no tiene respaldo jurídico. El ADIZ es una figura declarada unilateralmente por Taiwán y no reconocida por el derecho internacional (que no le reconoce condición de Estado) por lo que los aviones chinos se mantuvieron estrictamente hablando en espacio aéreo internacional. Desde que Biden asumió la presidencia, ha enviado tres veces barcos de guerra a patrullar por el estrecho de Taiwán. Se trata de aguas internacionales, exactamente igual que el espacio aéreo de ADIZ, sin embargo solo en el caso de los aviones chinos se habla de “actitud agresiva”, etc.

Pekín siempre ha advertido de que una independencia de Taiwán sería motivo de acción militar. No hay ninguna duda de que, pese a todo lo dicho, cualquier acción de fuerza de China hacia Taiwán sería demoledora para su reputación, incluso si se reconociera que el derecho internacional está de su parte. Estados Unidos está jugando con fuego ahí, incrementando la ambigüedad de su actitud hacia Taiwán. No creo que Washington quiera provocar una intervención militar china contra Taiwán. Lo que hace es meterle el dedo en el ojo al dragón, exactamente lo mismo que practica en Ucrania con el oso ruso. Biden está actuando muy provocativamente en ambos frentes, lo que es sumamente peligroso. Caldear el ambiente militarmente aumenta la probabilidad de una guerra por nadie deseada. Las demostraciones y paseos de barcos y aviones de guerra junto al territorio del otro son una manera de proclamar y demostrar la voluntad y disposición de uno de ir a un conflicto militar si el otro no cede. Aunque nadie lo deseé, eso incrementa la mera posibilidad de accidentes e incidentes susceptibles de degenerar en un conflicto militar. Hoy esa situación no se está dando en el Caribe, ni en el Mar del Norte, ni frente a las costas de California, ni en territorio de Canadá o México, sino que se vive, diariamente, en el espacio Báltico, en Ucrania y el Mar Negro, en el Mar de China meridional y en Taiwán. La geografía lo dice todo. ¿Para cuando el primer incidente militar?

15 comentarios en “Caldeando el ambiente en Ucrania y Taiwán”

  1. Sr Poch, el año pasado también hubo maniobras Defender Europe 2020, con cerca de 20.000 soldados americanos en Polonia y las repúblicas bálticas https://www.europeafrica.army.mil/Portals/19/documents/DEFENDEREurope/DEFENDEREurope20Factsheet200224.pdf
    El ambiente no se caldeó tanto, y eso que hubo ejercicios en Pomorskie, cerca del territorio ruso de Kaliningrado, y vuelos de la fuerza aérea por el Mar Negro y los Balcanes https://www.europeafrica.army.mil/ArticleViewNews/Article/2183888/press-release-defender-europe-20-plus/ A su parecer ¿qué ha cambiado? ¿Rusia confiaba en el aislacionismo que proclamaba Trump, o bien pensaba que lo podía manejar mejor que a un presidente demócrata a la vieja usanza como Biden?

    Me gusta

    1. Trump era un payaso, pero al mismo tiempo un paquidermo andando y por eso se le veía venir. Del yayo……a saber con que petenera saldrá. No confío ni un ápice en el actual presidente americano. No suelo ser mal fisonomista. Biden me parece más falso que las pesetas. Y lo peor, está atado de manos por el verdadero establishment de su partido. No creo que dure mucho. Pero es capaz de ocasionar cualquier desaguisado. Tipical American. Quiero recordar que la diplomacia soviética estaba considerada como de las mejores del mundo. Me van ustedes a disculpar, pero si tuviese que confiar mi vida a una caterba de ciudadanos norteamericanos o rusos, lo siento, pero me fio más de los rusos. Entre Mark Twain o Lev Tolstoi, no hay color. No hace falta ni decir que concuerdo en género, número y grado con Rafa Poch.

      Me gusta

  2. Muy bien, como siempre. Sólo que chinos, rusos, yanquis, europeos, japoneses estamos muy viejitos; no es material humano para mucho conflicto: jubilación y disfrutar los crepúsculos. Había esta semana en El País fotos pasmosas de cincuentones barbicanos en las trincheras del Don; eso no va muy lejos. Donde hay una juventud exuberante y desperdiciada es en nuestra frontera sur: África. Yo soy un profe de Cádiz y esta frontera es inmanejable. Veremos disturbios importantes. Recomiendo considerar las obras de Peter Brown sobre el último imperio romano; un limes tan desequilibrado acaba cediendo por la parte vieja, desgastada. O asimilación honorable o violencia destructora. Qué necesario es el poder de la mujer, de la africana concretamente.
    Siempre una lástima que gente sabia y viajada como usted no tenga mayores audiencias.

    Me gusta

    1. ¿Usted estaría dispuesto a pagar una cuota mensual por asegurar que Rafael Poch pudiese seguir escribiendo de forma independiente como ha hecho siempre? Yo sí estaría dispuesto. No estoy suscrito a ningún periódico. Pero no lo pensaría dos veces suscribirme a la marca “Rafael Poch “. Yo quisiera que Rafael Poch estuviese bien pagado, para que no perdiese nunca su motivación y no nos abandonase jamás.

      Le gusta a 1 persona

      1. En espera que en cualquier momento surja un chispazo. Me apunto a una aportación económica. Cuando se pueda, lo comentáis y, ahí estaremos.

        Me gusta

  3. Compañero Rafael Poch-de-Feliú
    Usted es un maestro!!
    En los últimos días muchos artículos estan tratando el tema y “cuando el río suena piedras trae” versa un dicho.
    La crisis de 2008 quedó irresuelta, y ahora llegó esta para rematar. La causa de todo: el agotamiento del régimen capitalista.
    La salida, claro que será con una guerra, no queda otra.
    Al poder en EE UU en enero ha llegado la banca Rothschild y la va a precipitar.
    Gracias por su alerta.
    Un abrazo cordial

    Me gusta

  4. Magnífica llamada de atención, como de costumbre.
    Hago lo que puedo para difundir sus artículos, porque creo que toda persona sensata y (al menos) medianamente culta debiera leerlos. ¡Gracias!.

    Le gusta a 1 persona

    1. Senén, yo también intento difundir sus artículos, entre mis alumnos de la Facultad en Madrid, pero……..me temo que eso no es suficiente. Esto me hace recordar lo que le pasó una vez a Rafa, que le tendieron una encerrona y lo invitaron a impartir una conferencia en una Facultad o colegio, no sé bien, donde el auditorio estaba formado por alumnos que habían sido llevados a la sala de conferencias como a borregos, por la fuerza, para hacer bulto. A ninguno de aquellos alumnos le interesaba un carajo la conferencia de Rafa y solo estaban allí por orden de sus profesores. Es una práctica muy común en las universidades cuando invitan a alguien para pronunciar una conferencia. Hay que llenar el lugar de morralla para evitar que se produzca el vacío. Lamentable. Hay un vídeo de esa conferencia de Poch en Youtube. Es obvio que no es lo mismo impartir una charla a un público interesado y con ciertos conocimientos sobre el asunto que se trate, que hacerlo para una audiencia de imberbes adolescentes, que ni les interesa el tema que se debate, y además no tienen ni idea. La conferencia de Poch creo que era sobre Ucrania y era enternecedor oir a Rafa decirle a sus alumnos: “Bueno, vosotros ya sabeis donde está Ucrania….”. ¿De veras? jajajaja.

      Le gusta a 1 persona

  5. Empezamos a ver los primeros movimientos del complejo militar industrial de USA con Biden al frente, como advertí a Rafael en su entrada del Emperador Trump. Me olvido del peque bombardeo de Siria a lo advertencia, primer acto en 100 días.
    Dentro de poco, será Kamala Harris la presidenta, por demencia o incompetencia de Biden, la que guiará USA. Así que ¡agarraos bien, que vienen baches!
    No tengo ni idea si la Kamala tiene alguna noción de política exterior o intenacional, sólo sé que pedía condenas extravagantes de 50 años a trapicheros de hierba (marihuana) en California como fiscal en los juicios.
    Y que potenció mucho que los mogollones de presos yanquies trabajaran en el apagado de incendios por 35 centavos de dolar/hora.
    Ante tamaña democracia, Rafael lo tiene crudo. ¡Revolución o muerte!
    Me encantaría un debate con fundamento entre Kamala Harris y Serguéi Lavrov. Y sé quién ganaría por goleada.
    Pero ella es mujer, medio negra-india, etc. Víctima. Forrada hasta las cejas y corrupta hasta el ano, pero como Hillary, víctima.
    Es lo que hay.
    Gracias a dios, Putin ha enviado a rianxeira a todos los diplomáticos y ONGs de USA, por las sanciones económicas de Biden.
    Todo esto no traerá ningún bien y sí cierto encabronamiento.
    Avanti popolo!

    Me gusta

  6. Espléndido Rafael, inmenso agradecimiento por seguir ahí con honestidad y sabiduría. Me apunto al apoyo económico.
    Por cierto, hoy ataca El país con su lista de “intelectuales” apoyando a Navalni…. otro paso en la estrategia de Biden …… qué patético y vergonzoso el nivel….

    Le gusta a 1 persona

  7. Interesante artículo Rafael, como siempre. Este fin de semana coincide en el tema con Enric Juliana y, la verdad, es un tema da que pensar ¿a qué se deberá esta necesidad de caldear el ambiente? supongo que no es sólo por irresponsabilidad. Hipotetizo que la administración Biden y el partido demócrata, que ganó las presidenciales por mucho menos margen del esperado, necesitan contentar al votante que vascula entre demócratas y republicanos. Sospecho que la intención de todo este embolao es defenderse preventivamente (algo muy norteamericano) de las acusaciones por parte de trumpistas y republicanos de ser demasiado blandos con Rusia y China. Esperemos que todo quede en unas cuantas fanfarronadas para contentar la parroquia. De no ser así, agárrense que vienen curvas.

    Por cierto, yo también me apunto a la propuesta de apoyo económico!

    Le gusta a 1 persona

  8. Me parece una infamia que este buen hombre, Rafael Poch, tenga que estar escribiendo artículos en este blog a cambio de nada, mientras nosotros lucramos nuestras almas a costa de su talento. Caballeros, me consta que diarios como el Washington Post o el New York Times, cuyas categorías serían dignas de plumas como la de Rafa Poch, están pagando el artículo de unas 1.200 palabras la pieza, a 500 dólares, es decir, unos 425 euros el artículo. Si calculamos que Poch escribiese un artículo por semana, serían 400 (una rebajita para redondear de 25 euros por pieza puede concedernos), sería un total de 400×4 semanas=1.600 euros al mes. Calculando que estuviésemos cada uno de los lectores fieles de Poch dispuestos a pagar una módica cuota de 25 euros al mes (eso se gasta en una chuchería, señores) ¿Qué mejor chuchería sería que cada semana Poch se comoprometiese a editarnos un articulo en este Blog, que le reportarían unos 1.600 euros al mes? Yo creo que Poch se lo merece, y nosotros nos aseguraríamos de tener su artículo semanal dispuesto. Y con la que se va a montar en Ucrania, mejor que mejor conocer la opinión de Rafa que tener que acudir a los diarios españoles y europeos tradicionales para tragarnos mentiras. Para poder reunir esos 1.600 euros al mes a 25 euros poor barba, necesitaríamos del compromiso financiero de unas 64 personas. Bien caballeros, Ya somos tres. Federico, Armandinho y yo que nos hemos apuntado al carro. Bem, Armandinho, a coisa parece brincadeira, mas nao é nao, eu falo sério-. Ya solo quadan 61 lectores pochianos ¿Alguien más se apunta?

    Me gusta

  9. Sobre Rússia no en sé ni un borrall, però comprenc perfectament que la Xina no vulgui deixar escapar Taiwan l’hi va el prestigi, però com és possible que es qüestioni que aquesta illa no pot ser Taiwan a seques. Els esculls, ningú en te cap dubte, venen perquè la Xina és i pot ser encara més i, molt i molt més que aquell drac que desperta a un gran poder econòmic. L’artífex de tot fou el petit Timoner En Deng , qui va obrir-li la porta. Ara tothom cobdícia el drac que no ha despertat del tot, sols fa grans badalls i tothom està en alerta, serà o no serà amic, mentre estem pendents del seu despertar té agafat pels bemolls l’economia de molts països europeus que depenen de la seva actitud vers ells, sense la seva ma amiga podran reeixir econòmicament o no .
    Un cas clar Dinamarca i podria ser ara Groenlàndia si ells fan cap esment sobre donar sopor a l’illa, ja hauran begut oli. Conclusió som o no som uns grans hipòcrites?. Deixarem que esclafi Taiwan quan estiguin preparats, i posarem com mascaró de proa la nostra economia, per subsistir econòmicament i adéu-siau, tot allò dels Drets Humans, la democràcia………..ho llançarem per la borda a la recerca i captura d’un equilibri però no, de Justícia de D.H., sinó senzillament de l’econòmica.
    Aquelles empreses que per desgràcia depenen d’un sol client per haver-los anat absorbint amb certs avantatges enlluernadors, al cap d’un temps tant els han caragolat que els ofega i ja sabem com acaben, espremudes fins al mai, els trenquen i cal tancar, abaixar la persiana i el client se’n busca un altre que també tingui els peus de fang.
    Fins quan serem tan hipòcrites.
    Cal saber que els Taiwanesos tenen passaport de Taiwan i quan entren a la RP de la Xina el policia els guixa el nom del seu país i posa’n Xina RP. Fes mutis no sigui que et fotin en una presó. Això és un autèntic abús, però si no vols pols no vagis a l’era deia mon avia. Si t’interessa fer negocis a la Xina ,a callar s’ha dit, i trepitjada rere trepitjada mentre el món és obligat a no reconèixer l’illa per por del govern del continent i la seva draconiana economia. Quin fàstic de món…….uf!!.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s