Putin y el giro de Rusia

La ideología neocon rusa afirma que se ha puesto fin a la orientación europeísta-occidental del país, llevada a cabo por el zar Pedro el Grande hace trescientos años. ¿Es seria esa ideología, o es una quimera?

La desastrosa guerra de Ucrania ha puesto en evidencia una nueva Rusia. ¿Cómo pudo llegarse a una aventura tan extrema e insensata? ¿Qué ideología y proyecto nacional la han hecho posible? La ortodoxia mediática responde una y otra vez a esas preguntas, repitiendo “Putin, Putin, Putin…”. La demonización del Presidente ruso pretende explicarlo todo con un pueril y maniqueo guion de Hollywood, pero ¿Qué hay detrás de ese recurso?

¿Cómo se gestó la nueva mentalidad neoconservadora de la élite rusa?, ¿Tiene futuro esta reacción a la “globalización cosmopolita” y a la “decadencia liberal”, reacción que se advierte por doquier, también fuera de Rusia? ¿Y cómo empalma ese particular giro ruso con el traslado de la potencia global desde el espacio euroatlántico al indo-pacífico en el que estamos insertos? ¿Cómo afecta, en definitiva, a la correlación de fuerzas global?

Uno de los que se ha planteado algunas de estas preguntas es Glenn Diesen, un poco conocido profesor de una universidad de provincias de Noruega, autor de Russian Conservatism (2021). Su perfil en wikipedia lo presenta poco menos que como un diabólico ideólogo al servicio del Kremlin, sin embargo la simple realidad es que este autor es de los que mejor han explicado la génesis y los presupuestos de la mentalidad dominante en el Kremlin.

Diesen no explica la “Rusia de Putin”, ni mucho menos el sentir y el pulso de la sociedad rusa, sino la mentalidad y convicciones del grupo dirigente ruso y sus intelectuales orgánicos. Si esa ideología es quimera o no, si tiene raíces y futuro en la sociedad rusa, o si por el contrario es la construcción intelectual de los acomplejados dirigentes de una gran potencia venida a menos y en búsqueda de consolidación para su régimen autocrático en crisis, es algo que solo el tiempo dirá. Pero para entender la situación presente hay que interesarse por ello, sea cual sea su verdadera sustancia.

Nueva síntesis

El nuevo conservadurismo ruso ha sido formulado como alternativa, tanto al pasado soviético como al liberalismo de los 90. Al mismo tiempo se quieren incorporar a la nueva narrativa nacional conservadora aspectos de ambos periodos para afirmar una “continuidad histórica” superadora de las rupturas “revolucionarias” características de la historia rusa y consideradas responsables de tantos desastres, estancamientos y debilidades. Superar ese defecto y afirmar una dinámica de modernización y cambio armónico, orgánico, gradual, continuado y asumible por toda la sociedad, era una idea que Putin defendía ya en los primeros años de su mandato, cuando aún era un liberal-conservador occidentalista partidario de la reintegración de Rusia en la “civilización”, como se decía entonces. La idea, común a todos los llamados “demócratas” rusos -en realidad partidarios del mercado autoritarios de mentalidad estalinoide- era que el periodo soviético había excluido a la URSS de la civilización a la que había que regresar. En su voluntad estabilizadora, Putin introducía una importante enmienda al propósito de los autoritarios de mercado rusos: lo nuevo debe construirse sobre el pasado y sin romper con el, decía.

En ese afán continuista, el régimen ruso practica hoy una síntesis conservadora de todo lo que es útil en la historia nacional para la consolidación social y el desarrollo: símbolos soviéticos, canonización de Nicolás II y reivindicación de los zares más gloriosos, himno soviético, Stalin y las epopeyas de su periodo, condenando al mismo tiempo sus crímenes.

Contra lo que suele afirmarse a la ligera, el régimen no reivindica el estalinismo, ni mucho menos tiene en él un modelo, sino que practica un equilibrio. En marzo de 2010 Putin participó junto al primer ministro polaco Donald Dusk en la conmemoración de las masacres de Katyn buscando una reconciliación con Polonia y calificó de “inmoral” el pacto Molotov-Ribbentrop, mientras la Iglesia ortodoxa estigmatizaba a Stalin como “monstruo”. La idea ahora es que no se puede erradicar ni arrojar a la basura el siglo XX de la memoria e identidad nacional, porque hacerlo sería malograr el desarrollo orgánico al adoptar y caer de nuevo en una “ruptura revolucionaria”.

Todo esto choca mucho, especialmente a observadores que no han conocido las experiencias de los años noventa en Rusia y que carecen por tanto de perspectiva para entender la lógica de esta evolución.

El idóneo continuador

En 1999 el dominical de The New York Times retrataba así a Vladimir Putin, recién nombrado sucesor de Yeltsin. Putin será, decía, “una versión humanitaria de Pedro el Grande, el gobernante que abrirá el país a la influencia del mundo, una Rusia más dulce y más dinámica que nunca”.

Dos décadas después, el régimen ruso afirma estar poniendo fin al viraje occidental llevado a cabo por el zar Pedro el Grande hace trescientos años y los mismos plumíferos del gran diario neoyorkino describen rutinariamente a Putin como “fascista” y “dictador”, “criminal de guerra” y “genocida”, y hasta el propio Presidente de Estados Unidos se refiere a él como “asesino” que debe ser desplazado del poder. Obviamente, la invasión de Ucrania ha jugado su papel, pero el giro hacia una calificación rotundamente negativa y la demonización del personaje venía de mucho más atrás. Merece la pena repasar la lógica de esa evolución.

En aquel 1999 y en cuestión de pocos meses, el senil y errático Yeltsin había seleccionado a su sucesor, asesorado por su hija Tatiana, entre un elenco de una docena de aspirantes. El viejo presidente contemplaba su legado. Yeltsin se había abierto paso en los ochenta denunciando los “privilegios de la nomenclatura” y los límites de la democratización de Gorbachov. Yeltsin disolvió la URSS para hacerse con el Kremlin, instauró un caos de latrocinio, corrupción y desigualdad sin precedentes que permitió la reconversión social de la casta dirigente en clase propietaria, y convirtió en ridículos aquellos “privilegios de la nomenclatura” al lado de los nuevos capitales desfalcados. Para llevar a cabo todo eso, Yeltsin restableció el tradicional sistema autocrático ruso del que la perestroika había sido breve paréntesis y excepción.

Con todo eso en su haber, al final de su mandato el viejo autócrata era consciente de que dejaba el país hecho un desastre. Había que poner orden, pero un orden que no se entendiera como regreso al pasado comunistoide, que no cuestionara la privatización ni la “economía de mercado”. Había que corregir, sin desmantelar, manteniendo la continuidad. Rusia debía levantar cabeza y volver a ser respetada. Episodios como el de Yugoslavia en el que la potencia rusa había sido ignorada por Occidente y condenada a un papel de impotente comparsa, no podían repetirse.

Putin era un hombre absolutamente desengañado del periodo soviético. Con él no había el menor riesgo de regreso al antiguo régimen. Putin tenía perfectamente clara la superioridad de la “economía de mercado”, que no se podía dar marcha atrás a la privatización, por más aspecto de expolio que hubiera tenido. Que un tipo así procediera de los cuadros medios/bajos del KGB era una ventaja añadida. El KGB estaba mucho menos corrupto que el conjunto de los aparatos de estado, así que todo ello ofrecía un promedio muy a la medida de la situación: poner orden sin regresar al pasado, hacerse respetar sin abandonar el alineamiento con Occidente, lo que los liberal-estalinoides rusos designaban como la “civilización”. Además, Putin era un tipo leal que ofrecía algo fundamental, garantías de seguridad personal: que no se perseguiría a Yeltsin y su familia por haber disuelto la URSS y haber dejado el país hecho unos zorros. Por todo ello, Putin fue el seleccionado. En el orden internacional, la situación era crítica.

De la “Casa común europea” a Euroatlántida

El proyecto gorbacheviano de “Casa común europea”, de Lisboa a Vladivostok, es decir; una gran integración europea, pluralista y respetuosa de la diversidad interna del conjunto, con una seguridad continental integrada y apuntando hacia una multipolaridad enfocada a la resolución de los retos del siglo, una “nueva civilización”, sin armas de destrucción masiva, atenta a los problemas del sur global y a la resolución de las cuestiones medioambientales, todo eso, se había hundido. De la idea de Gorbachov de “superar” la guerra fría, se había pasado a otra cosa: el discurso del Presidente Bush-padre de “victoria” occidental en la guerra fría. La nueva música del presidente americano era inequívoca:

Por la gracia de Dios, América ganó la guerra fría. Hay quien dice que podemos dar la espalda al mundo, que no tenemos un papel especial que jugar, pero somos Estados Unidos de América, el líder de Occidente que se ha convertido en el líder del mundo, así que continuaremos liderando en apoyo de la libertad en todas partes”.

La cumbre de la OTAN de 1991 en Roma siguió esa senda: la disolución del Pacto de Varsovia no afectaba a su razón de ser ni a su papel, que debía globalizarse, estableció.

“Euroatlantida” había tomado el relevo a la “Casa común europea”. Ese cambio conceptual que cerró en falso la guerra fría fue posible por tres motivos.

En primer lugar, como hemos explicado en anteriores artículos Haciendo memoria – Rafael Poch de Feliu por el engaño y no respeto a las promesas verbales hechas a Gorbachov y a los documentos firmados con la URSS, como la Carta de París para la nueva Europa y el acuerdo 2+4 de la reunificación alemana, que pusieron fin a la guerra fría. En segundo, por la prioridad de Estados Unidos de seguir presente en el continente para evitar la emergencia de un nuevo gran actor europeo autónomo en el mundo. Por razones geográficas, la gran integración europea de Gorbachov dejaba fuera a Washington, lo que disminuía su potencia global. Y en tercer lugar por reacción a los espectáculos de la propia Rusia. En 1991 hubo dos golpes de estado, el frustrado de agosto de los conservadores del PCUS contra la perestroika y el exitoso de diciembre disolviendo la URSS. Siguió en 1993 el golpe de Yeltsin en octubre que abolió a cañonazos el pluralismo institucional y convirtió un parlamento efectivo en una Duma consultiva con una constitución autocrática. El primer “gesto de autoridad” del nuevo régimen fue el desastroso intento de aplastar militarmente la rebelión chechena. Y rodeando todo aquello, el espectáculo del saqueo económico del país, con decenas de decretos de privatización redactados por asesores norteamericanos…

Gorbachov y la URSS tenían credibilidad para proponer un gran proyecto internacional desde la posición de una superpotencia que se retiraba, generosa e incondicionalmente, de su espacio imperial. La Rusia de Yeltsin ya no tenía esa credibilidad. Yeltsin era la restauración de una autocracia bananera cuyo ejército era batido en 1994 por seis mil guerrilleros chechenos en el Cáucaso del Norte…Habiéndose instalado la idea de que eso siempre sería así, ¿Quién podía tomarse en serio a Rusia? Así que por esos tres factores Euroatlántida se impuso sin mayor dificultad a la “casa común europea”. Y la esencia de Euroatlántida era una Europa ampliada representada por una UE, neoliberal y sin instituciones democráticas, en expansión, que imponía uniformidad y disciplina (la díscola Yugoslavia fue eliminada, aprovechando sus serios problemas internos), así como una seguridad exclusiva a la medida de la tutela de Estados Unidos. En lugar de contribuir a la multipolaridad y al consenso internacional, la nueva formula apuntaba hacia otra cosa mucho más autoritaria y dictatorial para las relaciones internacionales: el hegemonismo.

Rusia despechada

En ese complejo contexto Vladímir Putin llegó a la presidencia de una Rusia desmoronada: como un liberal-conservador dispuesto a ordenar y corregir los desastres de los noventa, reconstruyendo la autoridad del Estado sin cuestionar el vector fundamental occidentalista del periodo anterior. En uno de sus primeros discursos (diciembre de 1999) decía lo siguiente:

Estamos completando la primera fase de la transición de las reformas políticas y económicas. Pese a las dificultades y errores hemos llegado a la senda en la que está el conjunto de la humanidad. Solo esta vía ofrece una perspectiva real de crecimiento económico dinámico y de mejora del nivel de vida de la gente. No hay alternativa”.

Meses después, en 2000, insistía: “Rusia es parte de la cultura europea y no puedo imaginar a mi país al margen de Europa o como solemos decir separado del “mundo civilizado” (…) ver la OTAN como un enemigo es destructivo para Rusia”. El 25 de septiembre de 2001, Putin explica en alemán ante el Bundestag que los “derechos y libertades democráticos” son el “objetivo clave de la política interior de Rusia” y que por primera vez el presupuesto militar es inferior al gasto social en su país.

Desde ese discurso liberal continuista, Putin comenzó a poner orden en Rusia. Retomó el control estatal de sus estratégicas industrias extractivas, disciplinó a los oligarcas con un pacto de lealtad al estado y buscó una inclusión en el cuadro occidental desde una posición menos débil. Tras los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York fue el primero en ofrecerle a George W. Bush una “plena colaboración”. Facilitó el establecimiento de bases militares de Estados Unidos en Asia Central, ofreció una importante cooperación de su inteligencia militar para la invasión americana de Afganistán (otoño de 2001), se abrió a un condominio de los ricos recursos de la región del Caspio y en Transcaucasia… No sirvió para nada. Todo eso se interpretó como debilidad y como expresión del lógico sometimiento. No tuvo ninguna consecuencia en la actitud de Occidente hacia Rusia. Al contrario, cuanto menos desbarajuste había en Rusia, tanto más crecía su mala imagen en Occidente como negador de valores democráticos. Sin duda, el país conocía un endurecimiento autoritario en el orden interno y también un crecimiento sin precedentes en más de una generación: la tasa de pobreza se dividió por dos, la esperanza media de vida masculina que había caído cinco años en los noventa (¡59 años!) y había dado lugar a un colapso demográfico de medio millón de muertes, subió hasta los 66. El consenso social era alto. Y conforme tenían lugar esos éxitos, peor era visto Putin en Occidente, porque ni en Washington ni en Bruselas se aceptaba una Rusia crecida y restablecida.

El rodillo expansivo de Euroatlántida avanzaba. La absorción en la UE y en la OTAN de países del Este y de la ex URSS muy resentidos contra Rusia y con mayor sintonía hacia Washington que hacia Bruselas, facilitaba la reconstrucción de la imagen de enemigo cuyo empolvado andamiaje seguía intacto en el almacén occidental de la guerra fría. Las repetidas objeciones de Moscú sobre decisiones de seguridad europea sin Rusia y cada vez más contra Rusia, se ignoraban. Las tensiones que resultaban de la ampliación de la OTAN se utilizaban para justificar su razón de ser. La propia OTAN creaba los motivos para su pervivencia. Se reescribía la historia de la Segunda Guerra Mundial equiparando nazismo y estalinismo No es lo mismo – Rafael Poch de Feliu La percepción de que cualquier medida de consolidación interna rusa o cualquier exigencia de que se tuvieran en cuenta sus intereses de seguridad, no era aceptada en el extranjero e incluso se volvía informativamente contra ella (por ejemplo el enérgico discurso de Putin en Munich de 2007), alimentó el despecho de la elite rusa con Occidente y condujo al establecimiento de un nuevo conservadurismo entre los dirigentes rusos y sus intelectuales orgánicos, muy mediatizados por antiguos cuadros de los aparatos de seguridad que Putin había colocado en los puestos de mayor confianza. A Estados Unidos se le comprendía y respetaba. Al fin y al cabo, aquel país siempre quiso anular a Rusia, pero hacia la Unión Europea, más allá de Alemania y Francia, o de países internacionalmente irrelevantes como España, el sentir era otro: desprecio. Moscú ha llegado a despreciar a la Unión Europea como marioneta de Estados Unidos, carente de toda soberanía y a merced de los presupuestos rusófobos de países como Polonia y las repúblicas bálticas para los que la rusofobia es su principal aportación a la disciplina euroatlántica. Así, conforme aumentaba el agravio y el rechazo a cualquier consolidación de Rusia, en Moscú ese conservadurismo iba evolucionando gradualmente hacia la derecha y el antioccidentalismo. Hoy está plenamente asentado en la élite rusa.

La Rusia de hoy es como una amante despechada a la que le ha dejado el novio.

Entre Crimea y las pensiones

La opinión pública rusa apoyó claramente la labor de restablecimiento y consolidación llevada a cabo por Putin durante los primeros diez años de su mandato. Quienes se enfrentaban frontalmente a su acción de gobierno, medios de comunicación y personas, eran reprimidos sin contemplaciones. Con una buena coyuntura de los precios del petróleo, se detuvo la degradación de la vida y el prestigio del Presidente se mantuvo alto. Con los años y las dificultades de diversas crisis, ese apoyo disminuyó (70% en 2016, 33% en 2019), la economía, que seguía su curso neoliberal, se estancaba, aprisionada en una integración en la globalización que la condenaba a una extrema dependencia. Al mismo tiempo, el discurso oficial ponía cada vez mayor énfasis en la identidad de gran potencia.

Para mediados de la primera década de los 2000, Rusia había abandonado mentalmente la órbita occidental. El objetivo era consolidar el entorno postsoviético e integrarlo en una relación política y económica no hostil a Moscú. El definitivo descalabro de la influencia rusa en Ucrania de 2014, por una mezcla de revuelta popular y operación de cambio de régimen apadrinada por Occidente, significó un cambio radical: se hundía la posibilidad de una Ucrania puente y se instalaba la realidad de una Ucrania definitivamente hostil y beligerante, dominada por una identidad nacionalista muy activa pero en la que solo se reconocía, quizás, un tercio de la nación, con el resto bien en pasivo silencio, bien en diversos grados de disconformidad. En ese cuadro, Ucrania se convirtió en línea de frente y obsesión para el Kremlin.

El nacionalismo ruso ya había denunciado en los noventa (Solzhenitsyn lo formuló con toda claridad) la aberración que suponía que territorios rusos como el sureste del país (Járkov, Odesa, Crimea) formaran parte de Ucrania. El cambio de régimen en Kíev de 2014 demostró la profunda debilidad de la política de Moscú hacia su entorno postsoviético, pero se compensó con la consolación de la anexión de Crimea, en una operación impecable que significó una desafío militar inaceptable para el hegemonismo occidental y que fue percibida como indiscutible por la mayoría de los rusos. La operación volvió a estimular el prestigio de Putin, pero su efecto fue temporal. La fuerte protesta social contra los aumentos de la edad de jubilación y privatización neoliberal de las pensiones, a la que Putin tuvo que echar el freno, recordó que la mayoría de los rusos prefieren el bienestar y un orden social mas justo al sacrificio en el altar estatal de la identidad de gran potencia.

Conforme crecían las dificultades para un bienestar social mas o menos estable y para dar una apariencia democrática a una autocracia presidencial sin posibilidad de relevo mediante el voto, aumentaba el discurso oficial de gran potencia despechada. Tras el concepto de “democracia dirigida”, que ya se empezó a utilizar a finales de los noventa, apareció el de “democracia soberana”, un concepto que rechaza la hegemonía liberal y toda supervisión occidental de los asuntos internos.

En el mundo de hoy una gran potencia no es aquella que impone su voluntad a los demás, sino, al revés: aquella que no permite que nadie le dicte su voluntad y que si es necesario es capaz de contraponer una fuerza superior a la presión exterior”, dice el analista Dmitri Trenin.”Rusia dispone de esa capacidad y de los recursos necesarios para realizar una vía autónoma de desarrollo y una línea de política exterior independiente, y eso es lo que hace de ella una gran potencia”.

Somos civilización”

Los imperativos de afirmación de la soberanía y del estatuto de gran potencia, determinaron la revisión y crítica del liberalismo y la defensa del conservadurismo.

Poniendo al individuo en el centro, el liberalismo avanzó ideas profundas como la democracia y los derechos humanos que toda sociedad sana requieren, pero el liberalismo se había desarrollado en el marco del estado-nación y había sido tanto más exitoso cuanto más restringido y equilibrado fue por principios conservadores”, explica Diesen. “Los excesos del liberalismo han resultado en su desvinculación respecto a la nación-estado, lo que previsiblemente conduce a fragmentación y revolución”. En ese exceso, “el individuo se libera del hecho de ser definido por la nación y la cultura a la que pertenece, liberado de la iglesia, la familia, las tradiciones, e incluso de su género biológico”..” En esa degeneración, se plantea como reacción, “una lucha entre nacionalismo y cosmopolitismo”. “En el consenso neoliberal santificador de las liberadas fuerzas de mercado, la izquierda y la derecha resultan igualmente incapaces de perseguir sus compromisos ideológicos y quedan atrapados en guerras culturales en las que todos pierden”, dice Diesen.

En las relaciones internacionales “el liberalismose convierte en norma hegemónica” y se banaliza la legalidad a conveniencia. Se cambian las fronteras de Serbia, se invade Irak, se invoca la lealidad de una “alianza de democracias” como alternativa a la ONU y se llama “orden internacional basado en normas” a la arbitrariedad. “Se llega así a una simplista división binaria del mundo entre “democracias” y “autoritarismos” incapaz de comprender las complejidades de la política internacional”. La ambigüedad permite justificarlo todo a conveniencia: “que el “orden internacional basado en normas” priorice el principio de integridad territorial o el de autodeterminación en Kosovo y Crimea, es algo que depende de los intereses de Occidente. La soberanía desaparece porque las invasiones pasan a ser “intervenciones humanitarias” y los golpes de estado “revoluciones democráticas”. Así, “el fracaso de contener los excesos del liberalismo con principios conservadores en el orden interno, y con la igualdad de las soberanías en el orden externo, resulta en la degeneración de los ideales liberales”.

Un documento de 2014 sobre los Fundamentos de la Política Cultural del Estado dejaba bien claro que el objetivo de integrar a Rusia en “la civilización” (occidental) había caducado al afirmar que, “Rusia debe ser vista como una civilización única y original que requiere el rechazo de principios tales como el multiculturalismo y la tolerancia de aquellos que imponen valores ajenos a la sociedad”. No se trataba ya de “regresar” a la “civilización” de la que la URSS había sido negación, una especie de aberración histórica sin conexión con la historia nacional rusa y obra de unos bolcheviques extraterrestres, sino de subrayar que Rusia y su mundo son una civilización. “Los rusos son la matriz de la civilización rusa (…) pero son y pueden ser rusos, los tártaros, los yakutos, los chechenos y el mosaico étnico de Dagestán”, dice Dmitri Trenin. “La ortodoxia es la religión mayoritaria pero la tradición de tolerancia confesional permite la convivencia pacífica entre las principales confesiones autóctonas: ortodoxia, islam, budismo y judaísmo”, dice. “El Estado unido garantiza la paz, el bienestar y el desarrollo en un territorio enorme desde el Báltico a Mar de Japón y desde el Ártico hasta el Caspio. Precisamente la común potencia estatal es el valor mas importante para esa civilización compleja”. Desde esa reformulación consecuencia del despecho, se difunden las obras de filósofos conservadores como Iván Ilyin, Nikolai Berdiayev y Vladímir Soloviov, y se recupera el concepto de euroasianismo.

Eurasianismo compensatorio

Como el orden liberal internacional no deja espacio a Rusia en Europa y al mismo tiempo el ascenso de China anuncia el fin del dominio mundial occidental característico de los últimos siglos, el euroasianismo encuentra un doble sentido ideológico y geoeconómico: por un lado es una respuesta al agravio de esa Europa liberal decadente, que disuelve los valores sociales esenciales (familia, religión, patria) y confunde los géneros al afirmar las diferencias de las minorías sexuales, y por el otro se pone en sintonía con el traslado de la potencia global hacia Asia.

La mayor conexión con China ha sido también propiciada por la estupidez estratégica de Estados Unidos, que sometió y somete a Moscú y Pekín al mismo tipo de cerco militar, bloqueos y sanciones. Para paliar el peligro de verse convertida en la “hermana menor” de China, una potencia con una economía diez veces mayor y un dinamismo social claramente superior, Moscú cuida y estrecha relaciones fuertes también con potencias asiáticas recelosas de China, como India y Vietnam, e incluso lanza puentes a Corea del Sur y Japón -ahora destruidos por la invasión de Ucrania- en búsqueda de cierto equilibrio compensatorio. Y todo eso en el contexto de la teoría de MacKinder, según la cual el dominio de la matriz continental euroasiática está llamado a tomar el relevo a los imperios marítimos occidentales, con la UE convertida en una mera “península de Eurasia”. Clave de ese relevo es el trazado de corredores energéticos y de transporte, la puesta en marcha de nuevos instrumentos financieros y la creación de recursos de redes sociales con miras a independizarse de los monopolios digitales americanos vistos como aparatos de dominio, censura y guerra híbrida.

El conservadurismo es una tercera vía para escapar del liberalismo sin caer en un regreso al comunismo. El euroasianismo busca una consolidación geopolítica que permita tratar de igual a igual con Europa”, dice el noruego Glenn Diesen. “El problema de Rusia consistía en que se encontraba permanentemente en un estado de interdependencia asimétrica con Occidente, es decir que dependía mucho más de lo que aquél dependía de ella, lo que daba a Occidente una gran preponderancia. Era un grave problema porque además la arquitectura de seguridad se construyó sobre la herencia de una guerra fría nunca cancelada. La gran Eurasia es un intento de compensar este desequilibrio”.

Un régimen más duro y más social

La invasión de Ucrania es un intento preventivo ruso de cambiar un orden que considera injusto y adverso y que habría acabado en una gran guerra contra Rusia, dicen los intelectuales orgánicos del Kremlin. La intensa modernización de las fuerzas armadas ucranianas por la OTAN con una millonaria financiación y formación de decenas de miles de militares por instructores occidentales, inmediatamente después del cambio de régimen de 2014, así como la nueva doctrina militar ucraniana encaminada a reconquistar militarmente Crimea y el Donbas, convertía una guerra de Ucrania contra Rusia en “mera cuestión de tiempo”, repite Putin. La invasión de Ucrania es, por tanto una guerra preventiva, se dice.

Con la actual guerra se anuncia un cambio fundamental en la correlación de fuerzas global. De repente, la influencia de Estados Unidos sobre Europa ha aumentado mucho. La Unión Europea se ha convertido en subsidiaria de la OTAN. De un día para otro, se ha restablecido un dominio de Estados Unidos sin fisuras en el viejo continente. El proyecto euroasiático chino-ruso de integrar a la Unión Europea en un gran eje continental euroasiático, se ve seriamente comprometido. Europa está rompiendo con Rusia y China con lo que se debilitará económicamente y quedará aun más amarrada políticamente a Estados Unidos.

Para Rusia la ruptura con Occidente supondrá enormes pruebas y dilemas. El discurso del nuevo conservadurismo ruso pretende nada menos que poner fin a una orientación de tres siglos. Si este discurso logra sobrevivir a la guerra de Ucrania, es decir si no hay una quiebra del régimen ruso, Hacia una quiebra en Rusia – Rafael Poch de Feliu el nuevo “telón de acero” está servido. Pero, ¿será solo un telón geográfico, digamos con el Dnieper en el antiguo papel del Elba, o será algo más transversal?

Cuando el Presidente Biden dice que hay una división del mundo entre “democracias” y “autocracias”, da la sensación de que deja fuera otras fracturas, incluida aquella que atraviesa a la sociedad de su propio país entre “nacional-patriotas” a la Trump y “globalistas cosmopolitas”. Una fractura transversal que atraviesa y crea brechas en la propia Unión Europea (Hungría Polonia…), en las naciones europeas (Macrón/Le Pen) e incluso en la propia izquierda, como muestra la polémica entre una “izquierda de derechas” ( liberal en lo cultural y en “modos de vida” pero conformista hacia el neoliberalismo y el imperialismo), y el llamado “rojipardismo”.

Sea como sea, en Rusia la guerra, las sanciones y los bloqueos encaminados a “quebrar” a Rusia (Ben Hodges, jefe de las tropas americanas en Europa), “ponerla de rodillas” (editorial de The New York Times) “destruir su economía” (Liz Truss, ministra británica de exteriores), “arruinarla” (su homóloga verde alemana), y a “desmantelar, paso a paso, la potencia industrial rusa” (Ursula von der Leyen), van a transformar al régimen político. Cambios de régimen – Rafael Poch de Feliu Privada de inversiones y paraísos fiscales occidentales, quizá la elite rusa tenga que invertir en el país. El consenso interno ante las “amenazas existenciales” deberá ser alimentado con una economía de guerra más social para la que el neoliberalismo, simplemente, ya no sirve. Respecto a los disidentes y opositores que no hayan emigrado (en marzo abandonaron el país 100.000 rusos, la mayoría de ellos jóvenes cualificados), la crónica de maltrato y represión de los últimos años puede llegar a ser un recuerdo feliz…

Solo el tiempo dirá si este giro neocon de la elite rusa lentamente larvado y hoy instalado en el Kremlin, es socialmente sostenible y tiene futuro, o si, por el contrario, es el desesperado intento de sobrevivir de un régimen inadecuado a la realidad social del siglo XXI.

(Publicado en CTXT)

176 opiniones en “Putin y el giro de Rusia”

  1. Hola, Rafael

    No he podido leer «Putin y el destino de Rusia» porque por lo visto la página es objeto de un ataque cibernético. ¿La publicarás en cntxt? ¿En otro sitio?

    Un abrazo

    Juan Ramón

    Le gusta a 1 persona

  2. Está bien, pero un poco metafísico. Los jóvenes rusos no tienen muchas ganas de morir para liberar Ucrania del «nazismo». Da la impresión de que Putin empieza a estar un poco gagá y no lo tiene todo y a todos en el puño. Ese coronel que sale por la tele, los centros de reclutamiento quemados, etc. No es Stalin, no. La novia, Europa, pasados estos malos ratos, podría, si no casarse con el novio, Rusia, pasar muy divertidos momentos con él. La relación es transversal: obviamente Polonia, Hungría, Le Pen, Vox y tutti quanti están del lado «Ruso Conservador»; otros no. ¡Qué le vamos a hacer! La novia es un poquito puta; pero nadie es perfecto. Los frívolos anglosajones, Boris y Trump, que se la pelen. Rusia es un chico formal, simplemente pasa una crisis. Ya se sabe, las malas lecturas, las drogas, falsos amigos. En el fondo es buen muy buen muchacho. Entre Europa y China sabrá elegir.

    Me gusta

  3. Te lo has currao Rafael. Le daré un par de lecturas más porque merece el estudio.

    Me ha resultado curioso lo de «la realidad social del s.XXI». Contando con que ahora podamos siquiera describir esa «realidad», yo diría que, en buena parte, irá hacia una «vuelta» a lo propio (llamémosle nacionalismo, patriotismo o como se quiera). Así que, a priori, no parece equivocado el giro teórico de esas élites rusas actuales con Putin como representante…

    Cuando EEUU y la UE estallen y quede lo que quede entre todos ellos, ¿va a quedar una visión ‘internacionalista’, ‘globalista’, ‘cosmopolita’ fundada y mantenida principalmente desde el buenismo, sin crítica alguna? No…. por supuesto que no. Es pura lógica y pura consecuencia del péndulo de la historia al que asistimos en directo hoy.

    Sr. Farré, con todos mis respetos, no se ofenda, pero no veo por ningún lado ese mundo en el que usted se encuentra. 🙂

    Me gusta

  4. Putin, Zelinski, Biden y sus condones de usar una sola vez y tirar: Borrell, Sanchez, von der Leyen, han convertido a toda Europa y Rusia en la salon de baile del Titanic antes de hundirse. En efecto, mientras el cambio climatico, qué reducirá a añicos todos los delirios de grandeza de chinos, rusos, europeos y yanquis, avanza sin parar, éstos se dedican a inventar guerras y metodos para volver al pasado (Putin).
    En vista de las increíbles burradas y mentiras qué se escucha, diariamente, repetir el trío de payasos roboticos: Borrel, von der Leyen y Stoltemberg, sólo se puede llegar a una conclusión: Europa está de vuelta a los tiempos en qué era subdesarrollada. Es decir, éste trío y quienes lo dirigen, vía wifi, desde la Reserva Federal, se están limpiando el culo con 2.000 años de historia.

    Me gusta

    1. Lo último de Borrell es -reprimiendo a los países balcánicos- que «no se puede ser neutral», que si quieren entrar en la UE que patatín y patatán…

      El espectáculo es supremo, desde luego. Pobre ser humano el Borrell. Qué lástima.

      Le gusta a 1 persona

  5. Buen repaso al camino que ha recorrido Rusia en los últimos años; de la mano de Putin, han dado bandazos y cometido errores. La actual guerra es un choque abrupto con la realidad, pero no solo para Rusia.
    Por lo que leo en los medios rusos, creo que actualmente ellos son mas conscientes de que el sueño neoliberal era un espejismo. El saqueo de los activos y reservas rusas en el extranjero posiblemente actuará como una vacuna para activar las inversiones en el propio pais.
    Putin está preparando medidas sociales como la indexacion de las pensiones.
    https://www.rbc.ru/rbcfreenews/62862c5b9a7947de0faca9e3?utm_source=twitter&utm_medium=social&utm_campaign=preview

    Bruselas y nuestro BdE van en dirección contraria.
    Los jóvenes rusos mas cualificados seguirán teniendo tentaciones de expatrirarse, como los españoles, pero cuando vean la realidad de los millones de ucranianos que han emigrado creo que se les pasaran las ganas de ir a paises rusofobos.
    Bruselas está preparando planes para racionarnos el consumo energético doméstico.
    Preocupemonos de nosotros mismos; esta «UE, neoliberal y sin instituciones democráticas» ¿Va ha aguantar el embite? ¿De verdad estamos en mejores condiciones que un pais en manos de un régimen autocrático en trance de abrirse? ¿Es mejor un estado de tercera división, supeditado a Bruselas con EE.UU marcando el ritmo?
    No vamos a tardar en caer del guindo.

    Le gusta a 1 persona

    1. No, no es mejor esto. Y lo va a ver muy claro mucha más gente antes de acabar el año. Todo lo más después del invierno que viene.

      Salvo que en algún momento haya parada y fonda y desandar. Lo peor es que eso ocurra dentro de demasiado tiempo, cuando se parta del arrase socioeconómico autoinfringido.

      Va a ser desde luego muy curioso ver el empobrecimiento de capas enteras de las sociedades centroeuropeas y la separación enorme estilo yanke de los de arriba y todos los demás.

      En España ya partimos de una gran pobreza disimulada. Veremos en qué queda.

      Le gusta a 1 persona

    2. De momento, por cierto, la jugada rusa en lo económico es maestra, pero maestra de ir escribiéndola ya en los libros de historia y estrategia.

      Estamos pagando literalmente el desarrollo industrial, comercial y social ruso. Literalmente. Mientras echamos a perder el nuestro.

      ¿No es genial? Siempre se les dio bien el ajedrez…

      Me gusta

  6. Dos cosas que me he olvidado;
    – El articulo es excelente por la información que aporta. Para masticar y digerir lentamente.
    – Para que se me situe; estoy intentando identificarme como «rojipardo» o «pollavieja», desde luego lejos de «izquierdista de derechas, pero no me gusta encasillarme.

    Me gusta

    1. #jasrbcn

      🤣🤣🤣🤣 Mira, yo es que ahora mismo no sabría qué etiqueta ponerme… Tampoco me han gustado nunca porque desde muy joven sentía que una palabra no me describía en ningún aspecto….

      El nombre que me pusieron me ha marcado más que otra cosa porque a uno desde pequeño ya le dicen Iván El Terrible… y claro, te van moldeando 🤣.

      Y ahora me toca vivir esto … 😬

      Me gusta

  7. Por qué sigues hablando de «régimen» para referirte a Rusia o a Putin y a los «oligarcas»??????
    Michael Hudson ha escrito un espléndido texto sobre los «oligarcas» de EEUU, que financian (compran) a ambos partidos, poniendo marionetas Biden, como Zelensky, Von der Leyen, Scholz, Borrell…
    Chris Hedges habla de la hipocresía y doblez del partido demócrata como fertilizante del ascenso del fascismo cristiano, partido republicano, frente al fascismo ateo (digo yo) de los demócratas…
    Hace unos días se ha sabido, Grayzone, que hubo en Inglaterra un golpe de estado, de la City…y Wall Street para echar a Teresa May y colocar al idiota diplomado Boris Johnson…
    Y para ti, Putin es el presidente autoritario del régimen ruso….. AQUÍ FALLAN MUCHAS COSAS

    Me gusta

    1. Habrá que tragar con lo de ‘neocon’ también para los rusos 🤣🤣🤣. Bueno, no es justo pero vale. Sería justo o ‘equitativo’ si Rusia fuese por ahí invadiendo A SANGRE Y FUEGO países POR TODO EL MUNDO con los que nada tiene que ver para LLEVÁRSELO CRUDO.

      Sí, como dices #Federico, fallan muchas cosas. Podríamos resumirlas en:

      Eurocentrismo/occidentalcentrismo patológico y crisis neurótica por dejar de ser el centro (a sangre y fuego) del puñetero mundo.

      Me gusta

      1. Bueno, William Blum escribió un libro impactante, La guerra de Washington contra el mundo, con casi todas las intervenciones criminales de EEUU por el mundo…..y Howard Zinn escribió un espléndido texto, La otra historia de EEUU, que parece que nadie conoce.
        Sí añadimos los textos de Michael Hudson sobre cómo funciona y domina el capitalismo USA: bases militares, dolarización, FMI-BM, y, en suma, un capitalismo gansteril (John Perkins), se nos cae toda la economía académica basura de los mercados, competitividad, democracia y todo eso…..y, como decía Galbraith padre, empezaremos a entender de manera gozosa…. dónde estamos…..

        .

        Le gusta a 1 persona

      2. Totalmente Federico. La diferencia entre querer saber y comprender o no.

        El libro de Zimm lo tengo pendiente. Pero quería desayunarme este verano otro grande que es Los orígenes del totalitarismo, que lo tengo pendiente (bueno, la lista nunca se acaba).

        Me gusta

      3. A mi no me parece desacertado llamar al partido de Putin un partido neocom. (para entendernos de alguna forma). Me parece que es lo más parecido a los neocoms americanos. Imperialismo e intervencionismo a gogó. ¿Dónde está el desacierto de Poch?

        Me gusta

      4. Creo que en parte Jorge puede haber similitudes que justifiquen lo de «neocon», pero me parece que las diferencias son como mínimo igual de importantes.

        Pero ‘para entenderse’ sí veo que se puede usar.

        Me gusta

  8. Si, definitivamente siempre es mejor pasar a depender de dictaduras o democracias orgánicas como Rusia y China como un apéndice de la gran Eurasia, que ser socios de democracias liberales….

    Me gusta

  9. Se me hizo un poco larga la nueva entrega del maestro Poch. Sustancialmente no veo ninguna aportación nueva a lo que ya se ha dicho y es que es difícil decir algo nuevo. La guerra es lenta, los acontecimientos también y todos tenemos mucha prisa en ver que pasa. Lo que unos y otros dicen que pasará después de este conflicto, se hace esperar. Tanto que cuando llegue ya no nos acordaremos de dónde estábamos ni que éramos entonces. Ser y Tiempo. Nadie puede afirmar, aunque hay teorías para todos los gustos, cual será el punto de inflexión que marcará el paso de los acontecimientos que nos confirme si, las cosas están efectivamente cambiando. Para empezar, nadie tiene claro que derrotero tomara la nueva realidad mundial si, el nuevo orden mundial es un hecho incontestable o solo un espejismo, un intento fallido. No lo parece, esta guerra huele a cuerno quemado. Algo importante tiene sin duda que pasar. Los datos macroeconómicos que se acumulan así lo presagian, hasta el cambio climático parece tener que ver con el caballo desbocado que montamos, la realidad. Esto supongo que favorece al Rusia que es, al fin del cabo, quién menos tiene que perder, por la simple razón que es quién menos tiene, comparado con sus enemigos.

    Los enemigos. Otra idea que se viene repitiendo mucho (el maestro Poch incluido), es que Rusia no es nada/nadie; un PIB como el de España, una economía centrada en los activos energéticos, una sociedad empobrecida y desigual, comparada con los ricos países del mundo libre, comunidad internacional (sic), o mundo A de Pepe Escobar. A pesar de esto, que supongo que es verdad, si tomamos como patrón para medir la grandeza de un país, la fuerza y riqueza de sus enemigos, Rusia lo sería de forma grandiosa, superlativa. Rodeada por el brazo armado OTAN, del mundo libre, lanceada con sanciones más allá de lo razonable, hostigada en diferido con amenazas dirigidas a todo el planeta, a cualquiera que se le ocurra no aislar y condenar a la Rusia de Putin. Todas las fuerzas vivas de Occidente, económicas, militares, mediático-cognitivas, políticas, dirigidas a hundir a Rusia. Sanciones que, por otro lado, el mudo rico es incapaz de cumplir y este es un hecho tragicómico, que a nadie puede escapar. Los planes para deshacerse de todo lo que tienen que ver con Rusia, simplemente contradicen todas las leyes naturales y del mercado. Esto tiene como locos al ejército mediático y sociopolítico del mundo occidental. Echando espuma por la boca. Forzando los hechos y la realidad sobre el terreno hasta límites insoportables.

    Lo de Poch. El maestro vuelve sobre sus grandes líneas argumentales, cimentadas en su extenso conocimiento y estudio de el mundo ruso, sobre todo de los años noventa, él estaba allí. El fracaso de la «casa común europea» que iría de Lisboa a Vladivostok. La Rusia herida, humillada y saqueada. La transición Yelsin-Putin. El Euromaidan y Crimea. Ucrania fuera de la OTAN pero la OTAN dentro de Ucrania. Poch en estado puro. Pierde consistencia cuando dibuja la Rusia que vendrá o la Rusia que ya está aquí, a pesar de que se apoye en la Russian Conservatism de Diesen, Glenn y que se podría resumir con la frase del racista y misógino Churchill «¿Tiene enemigos? Bien, eso quiere decir que usted ha defendido algo con convicción, en algún momento de su vida», si me permiten la licencia.

    Marvin Harris y el materialismo cultural. La perspectiva interna de cómo es nuestro mundo tiene mucho de mitología económica y social. La visión de los buenos y ricos países; demócratas, libertarios del mundo oprimido y luchadores de la libertad de los pueblos, es una dialéctica creada por nosotros mismos, para concedernos el oscar de la valentía y el nobel de la belleza de la libertad. Esta visión egocentrista de nosotros mismos, queda ridiculizada ante los hechos que los supuestos mecenas de la libertad hemos protagonizado a lo largo de nuestra corta historia. Por mucho que nos pese los nazis eran alemanes y no rusos. El exterminio sistemático de países que se han atrevido a contradecir a Occidente, económicamente, ha sido brutal como la invasión de Irak, en palabras del mismo Buch, que para una vez que se equivoca dice la verdad. Hay otra perspectiva externa para explicar nuestro mundo. Estaría más unida a la tierra que pisamos, al agua que bebemos, a las montañas y los mares, nuestro nicho biológico. Esta visión sería la de un investigador forastero. Los nuestros (Poch), no sirven al propósito porque son parte del mobiliario. Tendría que ser un extraterrestre que interpretara nuestra realidad desde un punto de vista bio-antropológico. Nosotros, unos seres estresados corriendo detrás de los recursos para sobrevivir en un mundo finito, multiplicándonos sin parar contradiciendo todas las leyes naturales, creciendo a lo largo y ancho en una estrategia demencial. Crecer. A veces destruyéndolos para reducir nuestro insoportable estrés. A veces suicidándose en masa para evitar la esclavitud, una vez rotas las defensas, por nuestros enemigos.

    Me gusta

    1. El mito de Occidente… Al fin y al cabo, ¿no venimos de Grecia y el judeocristianismo?

      Los griegos crearon la mitología para nosotros y la historia del pueblo judio desde luego como mito es difícilmente superable… Jesús no vino a instaurar nada y además era judio; lo del cristianismo fue una creación de otros… es decir, otro mito.

      Cuidado, de todos esos mitos hemos aprendido cosas valiosas (bueno, del mito del pueblo judio habría que discutirlo).

      Entonces, ¿qué tiene de raro fabricar Occidente como mito? La propia palabra, por cierto, es de origen griego.

      En fin, que se acabó la preeminencia, que siempre fue por la fuerza. Eso no significa que no haya habido aportes y muchos, en todos los ámbitos. Pero conllevaban su CARA B, convertida ahora por arte de Putin, los que le apoyan, Rusia y China en la única cara. También tiene algo de positivo, de expurgatorio, de liberador.

      Me gusta

      1. Aunque produzca temor… Un temor nuevo para nosotros pero bien conocido en el resto (la mayoría) del mundo humano.

        Me gusta

      2. #Ivan, que malo hay en el supuesto mito judío? De los llamados mitos Judío apréndase de resiliencia ante todos y cada uno de los desastres. Qué más desastre que ser raza de esclavos? De su mito de liberación y de escapada hay mucho para inspirarse. La idea de que todos los contratiempos los envía un dios exigente que te da el estoque porque te ha elegido. Un dios que no te regala nada, quizás algo de maná para que no mueras de hambre atravesando el desierto o el mar rojo.. en fin, que los mitos judíos de ser únicos a través del sufrimiento lo integran tanto los cristianos Romanizados como los Mohamedanos. Todas sus místicas se basan en privaciones y suplicios varios.. véase Ramadán por ejemplo. Es más el mito judío penetra las consciencias de occidente por más que este especialmente desde la Alemania racista y exoticista del Romanticismo con Hegel y su semiticofobia. Luego sus esfuerzos son neutralizados por las brillantes judeomentes de Freud y Marx. La lucidez y brillantez del judeo-talento de Cervantes o de Teresa de la Cruz siguen dando luz a mucho pensamiento por más que se intente dejar de pensar y que se abandonen los soliloquios de los sufrientes de injustas tribulaciones mundanales. Todo ello sin dejarnos el Cantar de los Cantares y el Eclesiastés como exquisiteces de la filosofía existencial pre-Griega.

        Me gusta

    2. Tienes razón, Víktor. Sería imprescindible esta mirada de extraterrestre. Pero mientras llegan los susodichos, hay muchos autores que ya ven hacia dónde nos va llevar esta guerra desquiciada por los recursos y este desafío alegre a las leyes de la termodinámica. Seguro que los conoces, pero nunca está de más citar alguno: por ejemplo, el de Carlos Taibo, Colapso: capitalismo terminal, transición ecosocial y ecofascismo, o el de Pablo Font Oporto, Batalla por el colapso. Crisis ecosocial, élites contra el pueblo. Vivimos, en efecto, en un mundo demencial, y estamos pasando de la fase aguda de la chifladura (los años del neoliberalismo y la globalización) a la fase depresivo-apocalíptica, que no va ser precisamente una fiesta.

      Me gusta

    3. Yo creo que solo como recensión del libro el articulo ya vale la pena. Sobre la longitud, si consideramos la longitud de nuestros comentarios sobre un articulo proporcionalmente al comentario de todo un libro….

      Le gusta a 1 persona

  10. Sólo me voy a expresar sobre el último párrafo. Se lee: […]Solo el tiempo dirá si este giro neocon de la elite rusa lentamente larvado y hoy instalado en el Kremlin, es socialmente sostenible y tiene futuro, o si, por el contrario, es el desesperado intento de sobrevivir de un régimen inadecuado a la realidad social del siglo XXI.[…]

    Sólo un tsunami de realidad descabalgará los credos de excepcionalidad ponzi que las élites del occidente colectivo convenientemente han larvado e instalado en sus púlpitos. Unicamente desde una burbuja de excepcinonalismo místico se pueden repartir carnets de ‘sostenibilidad social’ y/o ‘futuro’ ó qualificaciones de ‘adecuación/inadecuación’ a (supuestas) realidades sociales… de sermón.

    Nota: Me apetecería ponerme a juguetear con las etiquetas, pero lo aplazo para otro momento.

    Le gusta a 1 persona

    1. Estoy de acuerdo #mastropiera con lo que indicas y cómo.

      También me llamó la atención ese final y lo comenté. El adjetivo «inadecuado» además es un gran chirrido final.

      Me gusta

  11. Dice Poch al intentar dibujar a la nueva Rusia «La desastrosa guerra de Ucrania ha puesto en evidencia una nueva Rusia. ¿Cómo pudo llegarse a una aventura tan extrema e insensata?»
    No se si es que hay para Poch, guerras sensatas y constructivas, porque es lo que parece querer decir. Esto contradice el argumento de; la OTAN creo una provocación en Ucrania, para que Rusia hundiera ahí sus pies en el barro. Es decir, una guerra provocada por otros.
    Nadie parece tener la verdad absoluta de quién y por qué es el responsable de esta guerra. Como todas las guerras desastrosas.
    Algo tendrá el agua cuando la bendicen, porque siempre ha habido guerras y siempre las habrá. Es un patrón que se viene dando desde el principio de los tiempos y con el que, hemos ido tirando. Entonces puede que las guerras (está también), no sean desastrosas sino inevitables, acaso necesarias para cambiar de ciclo. Decir entonces que la guerra es mala y la paz buena, sería parte de la mitología chamanica, con la que explicamos nuestro mundo. Por mucho que los extraterrestres nos contradigan.

    Me gusta

    1. Recomiendo el artículo de John Pilger, escrito en 2014, en The Guardian titulado «En Ucrania, EEUU nos está arrastrando a una guerra con Rusia»………………..en 2014. Y al final lo consiguieron. Después de la «confesión» de Bush ayer…………………….hablar de guerra desastrosa……………………no parece que tenga mucho sentido.
      EEUU provocó esta guerra , con la ayuda de los subalternos GB y la UE, y ya pensaba que no lo conseguiría. Ahora boicotea todas las conversaciones de paz, obviamente, mientras vende y vende armas que, por ahora parece destruir Rusia,y a esperar que la UE se convierta en un desastre…algo que ocurrirá tarde o temprano……………..y la culpa la tendrá «obviamente» el «régimen autoritario de Putin»………….y viva el periodismo progresista………………..

      https://www.theguardian.com/commentisfree/2014/may/13/ukraine-us-war-russia-john-pilger

      Le gusta a 1 persona

      1. #Federico, ni la hemeroteca ni la Historia la aguanta nadie… Y todos cuentan con que no importa porque no hay memoria en la gente (1), y el periodismo es otra herramienta del poder (2).

        Hasta el ABC borró hace unos días una noticia de su hemeroteca que hablaba de violaciones a niños por parte de soldados ucranios en el Dombass allá por el 2014-16….

        Puro Orwell. El ministerio de la verdad (que, para quien no conozca la novela 1984, se encargaba de cambiar la hemeroteca en función de las necesidades políticas de hoy).

        Le gusta a 1 persona

    2. Sí, lo de «extrema e insensata» sabiendo todo lo que sabemos y sabe Poch queda contradictorio o quizás roza el buenismo. Si nos interesamos en comprender cómo se llega a algo y en este caso cómo se acorrala a un oso hasta que responde, quedan de más esos calificativos, salvo que uno los repita constantemente ante cualquier conflicto bélico humano, por costumbre.

      Creo que le sigue ocurriendo lo que a otros que han hablado estos meses: intentan no parecer poco humanos o inhumanos. Curiosamente los del otro bando, no intentan parecer rusofóbicos ni psicópatas guerrilleros (como Borrell). Es curiosa esa autopresión coaccionadora del disidente en el «mundo libre». Cuando los «normales», los «comunes», enseñan los colmillos y rugen, los que ven con algo de claridad, tienen que disimular…

      Me gusta

  12. Según mi opinión lo socialmente insostenible es lo que vivimos en Occidente y concretamente aquí en Ispain. El R78 es una pseudodemocracia muy limitada, a imagen y semejanza de sus principales influencias, oligarquías plutocraticas de índole mafiosa, donde unas minorías piramidales imponen sus leyes y economías, si a ello le añadimos la característica peculiar hispana como la de proceder de la ley a la ley de una dictadura fascista, no se reconocen los motivos por los que el sr Poch pontifica sobre sostenibilidades.
    De hecho, Rusia está mucho más capacitada para salir del cuello de botella del peak everything que nosotros mismos, sin recursos naturales, incapaces de fabricar nuestro armamento defensivo y con un sistema administrativo político que dilapida nuestras escasas fuerzas. Una colonia o protectorado que al igual que el resto de Europa no tiene ningún futuro, al menos mientras siga órdenes de la metrópoli. Ya se darán cuenta los supuestos jóvenes emigrantes rusos de lo que les espera por aquí. Así pues el tiempo nos dirá quién cae y quién sobrevive, de momento la tendencia es clara, nos vamos al carajo, no nos libran ni los panelillos solares ni los fondos recuperadores que Irán a parar a los de siempre. Y lo primero que colapsa es La Moneda, que no puede estar respaldada por humo sino por recursos y trabajo.

    Me gusta

      1. J. A. Zorrilla, «Ucrania … «, 1:20:00
        » … Hacen lo que quieren, todo el mundo hace lo que quiere. Yo no sé, no se sujetan a normas. Es un problema. No es que no haya gente buena, la hay excelente. Pero no les hacen caso. Yo no sé qué decirle …» … Kissinger les dijo …

        Me gusta

      2. HAY GENTE EXCELENTEMENTE PREPARADA. PERO NO LES HACEN CASO, NO LES OYEN. BUSH PADRE SÍ OYÓ. BUSH HIJO NO OYÓ : organizó una cruzada …

        Me gusta

  13. Rafael, con este último escrito me has despistado; cual es la causa de lo que parece tu tránsito a la zona oscura?: supervivencia profesional, física? nuevo paradigma referencial?
    …o estrategia socrática en tu particular Γυμναστήριο.

    Me gusta

    1. Tú sí que estás en la zona oscura …
      Un tipo que cree en conspiranoias, se permite decirle eso a alguien que ha pasado años y años en Rusia.
      «supervivencia profesional?» dices?
      Rafael Poch es un chaval de 66 años, si no me equivoco (Rafael, espero que no te tomes a mal esta forma de hablar. Sé que la edad mental no es la del dni). ¿Qué supervivencia profesional tiene que cuidar una persona de 66 años?
      «física»?
      Tú solo sabes pensar en términos de conspiración???
      No se han cargado a un tipo como Pablo Iglesias, que ha tenido mucha más influencia que Rafael Poch, por qué habría de temer Poch por su vida?

      Yo tampoco comparto algunas de las cosas de Poch (algunas=muy pocas. Me parece una persona que escribe sobre Rusia no solo desde el conocimiento, sino también desde el aprecio), pero vamos, que por este artículo te pienses que está «en tránsito a la zona oscura» …
      No sé, a lo mejor lo que ocurre es que de lo que lees, entiendes lo que quieres entender. Y aunque lleves años siguiendo a Rafael … pues eso, a lo mejor ahora quieres entender otra cosa.

      Le gusta a 1 persona

      1. El poder conspira siempre…y los niños no lo saben o no quieren saberlo.
        El poder de Pablo Iglesias era vicario…y acabó cuando cumplió objetivos.
        La supervivencia profesional deja de tener sentido cuando no se ejerce la profesión…y Rafael es, era?, la única voz discordante en este reino de felones.
        Si Rafael teme, o no, por su vida deberías preguntárselo a él…pero en los regímenes totalitarios los periodistas contestatarios se callan, o los callan.
        Entender lo que uno quiere suele ser más productivo para la mente que entender lo que otros quieren que entienda uno…pero eso es cosa de cada uno.
        Salud…y Dios salve al rey felón.

        Me gusta

      2. Dudo que Pablo haya tenido ninguna influencia. De hecho llama la atención ese punto en particular: como alguien «que llega» ahí tiene tan poca influencia, hace tanto ‘nada’, y se va.

        Me gusta

      3. Ivan, duda lo que quieras.

        Si no hubiera hecho nada, si no hubiera intentado nada, no le habrían hecho la vida imposible como se la hicieron.
        Son tus orejeras ideológicas las que te impiden ver esto.

        pepitogrillo54:

        el que quiera comprarte lo que vendes, que lo haga. Yo entro aquí para leer a Poch, y a muchos participantes que saben un montón de geopolítica. No para leer chorradas sobre el «show covid».
        (El otro día leí que Vangelis ha muerto del covid también. Otra victima del show, supongo).

        Me gusta

      4. No Frann de verdad que no uso orejeras 😅. Mi opinión sobre Pablo es según vi en su «periplo de poder». Quizás si nos explicase más a fondo el porqué se fue… ¿Dónde ves tú su influencia? ¿Qué poso ha dejado? Tuvo ocasión siendo vice de salir de Madrid y recorrerse al pueblo bajo la psicosis de la peste…, entre otras cosas que pudo hacer además de pasarla mejor que el vulgo de Vallecas en su pedazo de parcela…

        Mira, en Alicante hubo un gobernador civil (Alonso Quijano) que se recorrió a caballo la provincia en tiempos de epidemias de aquellas que mataban a mansalva si que nadie supiese qué hacer. Aquel hombre fue de pueblo en pueblo cuando no había conexiones ni caso caminos (imagínate el resto) para ver qué podía hacer él desde su autoridad…

        Al final murió de aquellas pestes y al lado de la plaza de toros de Alicante está su panteón, que se erigió con aquellas «suscripciones populares» tan de la época.

        Es que Frann… en fin. Ya está dicho todo.

        Me gusta

      5. Ahhh, y el ejemplo va porque esto no era nada parecido a una peste, era un chiste con respecto a una peste. Algo que era IMPOSIBLE que él no supiese… Él es CÓMPLICE de dos años de ENGAÑO a TODO UN PAÍS, a las órdenes además EXTERNAS… Porque en este Show somos simples actores de atrezzo.

        Es todo muy oscuro, como siempre en la historia del hombre. Ahora estamos en un pico de esa oscuridad.

        Me gusta

  14. Empieza la recogida de cable:

    «It is not in America’s best interest to plunge into an all-out war with Russia […]

    A decisive military victory for Ukraine over Russia […] is not a realistic goal.

    Painful territorial decisions [will be required].»

    Le gusta a 1 persona

  15. Discrepancia total. Pero total. Además perder el tiempo con estas cosas es eso, perder el tiempo.

    Primero, en Rusia todo el mundo y Putin el primero saben que todo esto es una puta pose, un teatro, de nacionalismo ruso puro y duro conveniente y deliberadamente *purgado* de cualquier punto de contacto con los valores actuales de Occidente que puedan suponer un punto dèbil en las murallas. Me parece evidente que absolutamente nadie en las alturas del Kremlin se crea que Nicolás II sea un santo (sí, está canonizado por el popepapa Peluko). No se creen ninguna de estas chorradas ni más ni menos que las oligarquías occidentales se creen la estafa de la democracia liberal. Simplemente hay que poner banda sonora al combate y para lo que hay, y teniendo en cuenta lo que suena en el cafè de Biden, casi es un alivio.

    En el mundo multipolar que se avecina conviene tener una ideología churro inofensiva a escala global, es decir, nada que pueda percibirse como exportable, algo como la cultura japonesa, sólo me vale para mí y para nadie más. Por descontado que tiene fecha de caducidad, pero tiene que durar una generación, más o menos. Un interregno de refritos. Barato y funcional. Fin. Que tiene uso limitado simplemente se deduce de que reconstruir el espacio pos-soviètico es imposible desde esta mamarrachada, pero eso aún está empezando.

    Lo que es más importante y no se quiere ver, y es muy grave, es que efectivamente Rusia le está dando la espalda a Occidente, pero no por este folklore envoltorio, es al revès, como quiere darle la espalda a Occidente usa este folklore envoltorio.

    Rusia desde Pedro el Grande intenta acercarse al núcleo para salir de la periferia y ese núcleo hasta hoy estaba en Occidente, ya está muy migrado y ya no va a estar en Occidente: es todo Occidente el que se va a volver perifèrico por su fenomenal incompetencia, entonces es perfecta y aplastantemente lógico que Rusia ya no quiera arrimarse a Occidente porque el núcleo ya no va a estar ahí, se va a China, y es ahí hacia donde migra ahora el objetivo ruso. Y en toda fiesta, el que primero llega primero se sirve.

    La ceguera occidental empieza a ser ya muy preocupante. Podemos ser testigos de un colapso mucho más serio que el peor de los Madmaxes.

    Le gusta a 2 personas

    1. Sí #de Walle, lo veo como tú.

      Además, la cantinela de la «reconstrucción del espacio postsoviético» ni siquiera aguanta un análisis medio serio. Solamente hay que poner delante un mapa y estar un poco informado de cuál es la dinámica de esas ex-repúblicas, empezando por Azerbaiyán, que está en la «unificación del espacio túrquico» liderado por Erdogán y hace poco le mandó una lluvia de misiles a Armenia (también ex-URSS) por lo del Alto Carabaj. Van a firmar la paz en Bruselas, por cierto. No sé si han elegido bien el lugar.

      En fin, que se puede ir viendo cómo se han ido moviendo esos países, alguno más hacia Úropa (pobrecitos), y otros hacia (o ya están en) Asia y las organizaciones que allí existen (CEI, OSTC, OCS, etc) y llevándose más o menos bien (según países) con el -quieran o no- «hermano ruso». Si alguno lo considera madrastra pues que lo aborde con un psicólogo porque sin Rusia y China no van a ningún lado.

      En cuanto a Úropa, qué más podemos decir…. Negro horizonte. Me preocupa iberoamerica. Ayer dijo nuestro «ministro de exteriores» (sic) que está de acuerdo con Ramborrell en que son «eurocompatibles»….. Dios santo. Que echen a correr todos como si viesen los ropajes de la peste.

      Me gusta

      1. El espacio pos-soviètico. Ahí estaba Finlandia e incluso Suecia. Sobre todo la primera, se beneficiaba de tener una pata en cada lado. Acaban de matar la gallina de los huevos de oro porque su clase política está tan adoctrinada y descerebrada como el resto de Occidente. A Putin obviamente le parece cojonudo, ¿cómo le va a parecer mal?

        Todos estos países vivían de la teta de Rusia (y antes URSS) porque a Rusia le interesa, como a todo el mundo, tener un vecindario tranquilo y estable, a diferencia de otras geopolíticas pirómanas. Energía barata y contratos momio que quien los pudiera pillar, a Finlandia le han prometido que toda la construcción naval que le encargaba Rusia, se la van a multiplicar los otánicos para la conquista otánica del polo Norte. Si alguien tiene acciones en los astilleros finlandeses, ya las puede ir vendiendo cagando hostias, la OTAN no les va a encargar nada, el hijo puta que manda y que además se queda encantado de la haberse conocido de meterle una puñalada trapera al país que le subvenciona, generosamente, aunque seguramente èl va a coger la pasta y salir corriendo, ya veremos què pasa con toda esta gente, y Finlandia se va a ir a la mierda y va a pasar un país del cagarro con la economía que le cuadra para 5 millones de habitantes con un tercio al norte del círculo polar, ponle la de Eslovaquia, dentro de poco a emigrar, que para eso llevan vomitando las agencias occidentales imbecilidades ensalzantes como los informes PISA (mierda, con garbo), para que se lo crean.

        A Suecia ya la tenían cogida por los huevos con sus majaderías para sostener a sus banquitos y sus empresitas multinacionales de medio pelo, como las que tiene aquí haciendo destrozos ecológicos.

        El sultán aprovecha para ajustar cuentas y hundirlos en la mierda. Hasta se puede empatizar con èl.

        Con estas clases dirigentes, indigentes, es imposible ir a otro sitio que a la mierda.

        Le gusta a 1 persona

      2. Desde luego la población occidental en general no tiene la más mínima idea del cambio impuesto de vida (para el común, claro) en los próximos años, queramos o no. La cuestión es «la forma», y viendo cómo actúan nuestras élites (y cómo han actuado los dos últimos años), la forma no es nada alagüeña.

        Hoy ha dicho el super revolucionario (asamblea constituyente, III República y demás) vía «plan» de ahorro energético que utilizar la lavadora con nuestros vecinos estaría bien para ahorrar… Supongo que la primera que lo hará será la chica del servicio que tiene en su casa .. con las demás chicas del servicio de la finca burguesa donde se ha ido a vivir…. Aquello del «piso compartido» ha quedado como un mal sueño, igual que Vallecas para Pablo, el que quería «tomar el cielo».

        Por otra parte, demuestra que nunca puso lavadoras o no aprendió nada (o sea que malgastaba energía). En primer lugar, la propia industria hace mucho que fabrica lavadoras energéticamente muy eficientes; solo hace falta no ser un zote (o una zote) y poner el programa adecuado: pocos mineros y ganaderos hay en los hogares. En segundo lugar, nadie (salvo los/as zotes) pone lavadoras sin estar llenas…

        No saben nada. Y Garzón en particular ni siquiera sabe darle uso a un ministerio con poco presupuesto y pocas competencias… Qué lástima de hombre.

        Mira Irene, 20.000 millones de aquí a cinco años… Eso sí es un presupuesto para hacer cosas… Me quedo más tranquilo. Está en buenas manos.

        Me gusta

      3. Ese cobra del Servicio de Nutrición a Parásitos de Soros, el Hombre Proverbial de Toda Democracia. En Roma, o eso presumían, cuando eran una república, se cargaban a alguien simplemente por ser demasiado poderoso, ni delito era. Debería aprender de Orbán, que en su día tambièn disfrutó de suculentas bequitas y adoctrinamientos generosamente pagados del Mecenas de la Democracia, y tan bien lo conoce que ahora fumiga a todos los que vienen predicando ese evangelio (pagados, naturalmente), incluyendo sus madrasas y demás escuelas de catecismo.

        Luego se supone que son marxistas… Ni de los hermanos ídem siquiera.

        Me gusta

    2. Lo del giro de Rusia hacia el Pacífico es lógico y comprensible, pero lo que no a veces no entiendo es: ¿hacía falta una guerra? Una ruptura total, política y económica, lo del paganini en rublos, incluso la expropiación de empresas chupópteras occidentales, ¿no podría haberse hecho, digamos, pacíficamente-moralmente-diodenarmente? Y no lo digo porque atribuya prurito humanitario alguno a las élites post-soviéticas (como a ninguna ojo), pero no le veo la ventaja en hacerlo en plan Mad Max.
      Otra cosa es que el Kremlin valorase que la OTAN estaba armando una Patrulla Canina Nazi en su patio trasero, es decir, ejército-golpista-Schutzstaffel-a-saco-Paco, y no te digo ya de emprestarles unos pepinos nucelares a 2 minutos de vuelo de ICBM de la Plaza Roja. Porque que la Rus se tire a las tetas de la OTAN es como si Massachusetts se mancomuna con el soviet de Volgogrado y el Ejército Rojo empieza a comerse los huevos con militares de allí. A ver cuánto tardarían los USAcos en dejar Boston como Marte.
      Pero el caso es que el ejército ucronazi sigue ahí, parece que resistiendo. Vale que encerrándose con civiles sin vergüenza ninguna ya (lo de Azovstal ha sido de bochorno absoluto, han tenido como 75-80 oportunidades de evacuar a los civiles y no los soltaban ni a la de tres, no sea que cuando sólo quedasen nazis ahí dentro los rusos entrasen con el Zotal en turulo gordo). Y no veo que una guerra lenta tenga ninguna ventaja (en la mente de los sujetos que las planifican) sobre una rápida.

      Me gusta

      1. Hacia el Pacífico, no, hacia China. En el Pacífico no se les ha perdido nada. Rusia tiene frontera con China, a diferencia de EEUU.

        Uno tiene que repetirse: una vez que se haya limpiado Ukrostán de nazis, Occidente va a perder totalmente el interès. ¿Por què Biden quiere meter unos 40 millardos que no tiene? Para que los ukros corten ellos el gas, ¿se sigue sin entender?

        Vuelvo a insistir que cuando lo de Ucrania termine, y ya no queda mucha pólvora de este lado que estamos, Rusia pasará con la siguiente de sus exigencias: desmantelar todas las instalaciones militares otánicas al este del Elba instaladas desde 1991.

        Alguien les debería haber recordado que pidieran desmantelar tambièn las de territorio español desde 1981. Pero eso ya es mucho pedir.

        Le gusta a 2 personas

      2. de Walle,
        Rusia se va a tener que tragar la incorporación de Finlandia y Suecia a la OTAN*, ¿y tú dices que van a pedir eso de las bases otánicas al este del Elba?
        De verdad, no sé qué fumáis aquí … que os hace tan «optimistas».
        (Que ojalá se demuestre en el futuro que tenéis razón, no me entendáis mal).

        Si Rusia hubiera arramblado con Ucrania en una semana (yo oí una vez a Putin decir eso -en el mismo tono super seguro de sí mismo que utilizáis muchos aquí-, que si quisieran, llegaban a Kiev en una semana .. pero debe ser que no querían), desde luego que podrían pedir eso. Y más.
        Pero no lo han hecho. Les está costando la de dios.
        (Y ya he visto el apoyo de la OTAN que han tenido los .. de los ucranianos. Y yo tampoco creo que fuera el objetivo real real conquistar toda Ucrania. Lo de atacar por el norte, Kiev … me parece una estrategia básica para que el enemigo no pueda concentrar sus fuerzas en un solo punto .. mientras lo machacas con artillería, por el aire, y te concentras en tu objetivo de verdad).

        Un saludo.

        *Ivan el otro día parecía dar saltos de alegría cuando Erdogan decía que nanai … Pues ya veréis como entran.
        Erdogan solo juega a dos bandas. Así cuando Finlandia y Suecia entren, le podrá decir a Rusia «ey, pero yo me negué, eh? Yo no quería».

        Me gusta

      3. Wait and see, luego hablamos. La realidad es el mejor falseador.

        Erdogan sólo juega a UNA banda, la suya. No la de su país, la suya. Su posición no tiene nada que ver con Rusia, otra cosa es que Rusia la previera y la incompetencia otánica, no, y no estès tan seguro que acaben entrando. El precio que ha puesto es muy oneroso, tanto en pecunio como en pèrdida de jeta, y eso son las petitorias gruesas, los flecos aún vienen despuès y hay muchísimos. Todo esto era previsible porque operan con la mentalidad de vasallaje y estos van a lo suyo. Saben muy bien què cuerdas tocar. Todo el mundo ha visto que EEUU ha tirado en el pozo de corrupción de Ucrania el 85% (por ahora) del presupuesto ruso de defensa, obviamente si en esta fiesta hay tanta pasta, què hay de lo mío. Proporcional. Es lo justo. Estamos hablando de un tío que si le tocas los cojones tambièn te cierra el poco gas que llega que no es ruso (aparte del ruso, que tambièn llega por su casa), y que si se pone tonto te despacha cinco millones de tipos en la puerta de casa.

        Ni le faltan armas, y además es temerario y pirómano, como buen otánico. Ha hundido deliberadamente a su país en la mierda (eso es lo que vale la lira turca, mierda) para arruinar, deliberadamente, todas las inversiones occidentales (¿tienes acciones del BBVA?), y permitir que los restos del naufragio se los compren en las concursales sus amwitos del camisón coránico, que es mismito lo que está pasando.

        Hay un problema generalizado de entender nada porque se sigue con la plantilla yanki. Todo eso está kaputt, se fini, finish, no more.

        Le gusta a 1 persona

      4. Hola #fcamadiFran.

        Sí, jajaja, a ver. Es que fue divertido ver la reacción de Erdogán después de varios días de mieles nórdicas y escenas de cama (escabrosas) con Biden…. 🤣. Pero no era mi intención dar por hecho nada. Es obvio que habría peticiones posteriores y que no vemos detrás de las cortinas.
        En todo caso, mi impresión es que Turquía sale de la OTAN en algún momento. La «elección» atlantista es no-muslims. Sí, parece contrario a la Historia reciente, y lo es. Pero creo que tiene que ver con los bloques que estamos viendo formarse. Y bueno, con el racismo y el neonacismo relacionado que vemos ya en todo su esplendor en la UE de Von der Lugen (Pepe Escobar dixit).

        En cuanto a «llegar a Kiev»… Los rusos LLEGARON A KIEV y en poco tiempo.

        Saludos

        Me gusta

      5. Iván, Turquía mientras estè el panorama así, no sale de la OTAN ni de coña. Por su propio pie, se entiende, otra cosa es que la echen porque con lo pasados de vueltas que van ya no se puede descartar nada. Pero Turquía ni puede ni quiere dejar la OTAN, quedaría totalmente con el culo al aire, eso olvídate porque es impensable. Los propios EEUU azuzarían a su vecindario, que tanto se quieren y aman todos, y tienen pelillos a la mar que no veas. Para nada, además Turquía le está sacando jugo a la OTAN como nunca nadie se lo ha quitado. Los cojones iba Turquía a andar enredando en Libia, en Siria, en Nagorno-Karabaj, en la misma Ucrania, en Kosovo, en Bosnia, en Somalia, en Emiratos e intentándolo en màs sitios si no tuviese la cobertura de la OTAN que siempre dio luz verde a operativos demenciales y políticas esquizofrènicas, y ahora están que se salen.

        Ya te digo, otra cosa sería que los echaran (lo dudo, de momento les siguen siendo útiles a pesar de que cada día les salen más caros), o lo más probable, que la OTAN misma se vaya a cagar por completo.

        En ese caso el sultán iba a empezar a plegar a una velocidad estilo imperio europeo desintegrándose.

        Me gusta

      6. Sí #de Walle estoy de acuerdo y soy consiente de lo que comentas. Ya decía que me la jugaba 🤣 y no voto por que se vaya por su pripio pié no. Quizás una combinación de situaciones/factores.

        Me ha llamado mucho la atención la rapidez del tema nórdico pese a las reticencias (que obviamente Washington debía saber) turcas…

        Y un dato: uno de los corredores economicos chinos que siguen vivos en proyecto es el que transcurre por Turquía y conecta a China con Europa/África…. El de Rusia-Europa está cortado y el de Pakistán congelado….

        Quizás Erdogán acabe juntándose con Rusia-China-India y mandándo al carajo a Europa… Una Turquía «nacionalizada» como tú apuntabas, económicamente reforzada por China y militarmente por Rusia… ¡ojo! ¡Yo firmo!

        Me gusta

      7. Ivan

        «En cuanto a «llegar a Kiev»… Los rusos LLEGARON A KIEV y en poco tiempo.»

        Hombre, no me … fastidies. Así también llego yo a Kiev, y a Washington D.C.
        Se entiende que era llegar y conquistar. No llegar y luego salir por patas.
        (En lo referido a los finlandeses y suecos, si solo era una forma de hablar, y no querías dar por hecho nada, ok, te creo claro. Es que como aquí veo mucho «wishful thinking», pues pensé que te lo creías de verdad).

        de Walle,

        Claro, claro. Lo mejor es ver y esperar, ya sé.

        Yo estaba esperando que sacarais aquí información sobre los generales esos de la OTAN que iban a pillar los rusos en Azovstal .. y nada.
        ¿No tiene nadie un poco de info al respecto?
        Lo único que he leído es que los rusos están dispuestos a canjear a unos cuantos de azovstal por el político ucraniano ese amigo íntimo de Putin que está detenido … (Menuda manera de desnazificar Ucrania, ¿no? A los rusos les debe gustar tanto desnazificar, que se quieren asegurar de que lo van a poder seguir haciendo más veces).

        Me gusta

      8. #fcamadiFrann
        […]¿Cuántos se han rendido? A 22 de mayo de 2022, 2439 neonazis de Azov, soldados de las Fuerzas Armadas de Ucrania, agentes de fronteras y oficiales del SBU se han rendido en Azovstal. La composición de este grupo aún es algo clasificado por los intereses de los servicios especiales e investigadores. No se nos han mostrado ni mercenarios occidentales ni asesores extranjeros. El destino de todos es algo clasificado.

        Había 78 mujeres entre el grupo, la mayoría doctoras, enfermeras, empleadas de los departamentos financieros de las unidades militares. Aunque hay cierta certeza de que la francotiradora Ekaterina Polischuk, que se unió a Azov a los 13 años, estaba en Azovstal. Aún no se ha confirmado al público, pero según los expertos, no hay muchos francotiradores y menos aún francotiradoras.

        El número, según el comandante del batallón Vostok, que está participando en el barrido de la planta y la zona industrial, no es final. Son posibles las sorpresas en forma de grupos ocultos de quienes no quieren caer en manos de nuestros servicios secretos bajo ningún concepto. Según Jodakovsky, el batallón espera ya poder terminar el barrido y que solo unas docenas de policías y reservistas queden en los puestos de control de Azovstal. Esperamos los resultados del barrido de Azovstal, donde trabajan ahora los zapadores. […]
        https://slavyangrad.es/2022/05/23/el-final-de-azovstal/

        Le gusta a 1 persona

      9. Hombre #Frann… yo no vi lo de «salir por patas», y estratégicamente se explicó (no los rusos sino analistas de aquí y de allá, lo digo como dato ni como dogmas de nadie) como una forma de presión, por un lado, al regimen del comediante, y por otra para forzar a parte de los recursos ucros a atender ese frente norte…

        Creo que estaremos de acuerdo en que podrían haber bombardeado Kiev (como cualquier otro lugar) hasta no dejar ni las raspas… Y si hubiesen querido descabezar a todo es sistema estatal (parlamento, gobierno, poder judicial) o asesinar al gobierno en pleno, lo hubiesen hecho… Así que podemos verlo o no en sjs6 detalles, pero hay método. Me parece obvio.

        Le gusta a 1 persona

      10. Ivan,

        ok, vale, vamos a dejarlo en un término medio. Ni llegaron en una semana como dijo Putin que llegarían si quisieran (esto es debido a todo el apoyo de la OTAN y etc. etc.), ni tampoco se fueron por patas de Kiev.
        Pero se fueron. Porque esto es un hecho, ¿no? Esto no admite discusión*.
        O se tragaron el anzuelo que los ucranianos les dieron en las negociaciones, o ya simplemente pueden concentrarse en el Donbas sin importarles que los ucranianos concentren todas sus fuerzas (las que les quedan, claro) en ese punto.
        O los echaron ..
        ¿Quizá un poco de todo, no?

        * Como tampoco que podrían haber bombardeado todo todo todo, eso yo no te lo discuto tampoco, ni lo relativo a la estrategia. Solo tienes que leerte mi mensaje de nuevo para ver que yo también lo menciono, no creo que haga falta ser general de sofá de 5 estrellas para darse cuenta de eso.

        Me gusta

      11. @Mastropiera

        «Yo estaba esperando que sacarais aquí información sobre los generales esos de la OTAN que iban a pillar los rusos en Azovstal .. y nada.»
        (Generales, o tenientes, o lo que sea, pero algo).

        Mastropiera … perdona pero, ¿dónde contestas a mi pregunta con ese artículo?
        ¿Esto no es parecido a eso de «¿Qué hora es? Manzanas traigo?»?

        ¿No habíamos quedado en que cuando los rusos sacaran a los generales de la OTAN prisioneres en Azovstal, se iba a montar una buena?
        ¿Ahora resulta que

        «No se nos han mostrado ni mercenarios occidentales ni asesores extranjeros. El destino de todos es algo clasificado.»
        ?

        Si efectivamente hubiera mercenarios occidentales y/o asesores extranjeros … no le convendría a Rusia sacarlos, para mostrarles a todos esos países que no son unos lameculos de los yankees «¿Veis? No es una guerra de Rusia contra la pobre Ucrania, sino de la pobre Rusia contra la OTAN»?

        En cambio en ese artículo dice «El destino de todos es algo clasificado.» (En sentido lógico «todos» puede ser igual a 0).
        El ex-diplomático indio dice LO MISMO: «Moscow is also keeping mum about the identity of any foreign military personnel who surrendered in Mariupol.»

        Vamos, será que la memoria me falla, pero yo creo recordar que todos estábamos (me incluyo) deseando que se destapara lo que había en Azovstal …
        Y no se ha dicho nada de nadie de la OTAN.
        (En este foro. Un familiar me ha dicho que en la agencia TASS dijeron que habían capturado 4 generales de la OTAN. 4 ni más ni menos. Pero yo la verdad me fio más de lo que pueda sacar de aquí. Por eso os lo pregunto).

        Me gusta

      12. Vale #Frann, lo dejamos en término medio 🤓

        En cuanto a Azovstal, por la parte que me toca, no llegué a mentar nada sobre oficiales de la OTAN en esos túneles. Me hubiese gustado, desde luego, porque el marrón hubiese sido grande, pero no creí que fuese probable, aunque sí posible.

        Así que al César lo que es del César. ✌️ Aquí nos podemos equivocar como todo hijo de vecino.

        Me gusta

  16. En el último post comentaba que iba a juguetear con las ‘etiquetas’, pero le tomo la palabra a #de Walle y no voy a perder el tiempo en eso… y en su lugar voy a compartir mis impresiones personales.

    Me he subido a una colina (figurado) para observar las ‘obras’ desde una perpectiva panorámica sin complejos e intentar elaborar una ‘crítica’ con mis reflexiones como espectadora-jurado…
    (No és mi intención pecar de frivolidad, ni resultar pedante… en todo caso, sabrán disculparme).

    Sólo hay uno de los libretos representados que me parece realmente impresionante (artístico); por ejecución, coreografía, representación, estética, registros, temple, recursos, profesionalidad, tempus, determinación, planificación, impronta, ensayo, objetivos, proyección, contenido… En todas las áreas (actos)
    Una especie de ‘corpus’ esférico (de reloj) en equilibrio con unas manecillas que avanzan/giran mediante un mecanismo de piezas a la vez independientes, coordinadas y sincronizadas con una partitura pautada, mecánica, disciplinada, organizada, pragmática. ‘El lago de los cisnes’
    Respect

    … continuo tomando notas (también de las coordenadas que ofrecen los moradores de este puqueño oasis)

    Me gusta

      1. Ya somos dos 😀.

        Mira, justo en estos días comparaba a Lavrov con los ministriles de exteriores occidentales presentes y pasados (por lo menos pos-2000) y me daba la risa floja….

        Pero bueno, como comparar a Putin con… 🤣🤣🤣

        Me gusta

  17. Otra cosa …
    Con toda la información que parecéis tener .. nadie ha pensado en la posibilidad de invertir en Rublos?
    Yo veo la evolución que lleva .. y me dan unas ganas :)))
    Os veo tan seguros de que occidente se va a tomar por rajoy … (yo también lo creo. Es solo que no estoy tan seguro de que vaya a pasar como lo estáis algunos de vosotros), veo la marcha del rublo, y me extraña que no lo haya dicho nadie.
    Debe ser que sois todos unos idealistas (o que os queréis forrar en solitario).

    Aprovecho también para dar las gracias por algunos enlaces que ponéis (como los de las conferencias).
    El foro este me parece una pasada.
    (Hasta los «pollasviejas» dicen cosas interesantes con frecuencia ,)

    Me gusta

      1. El «mundo libre», que siempre estuvo podrido bajo la alfombra, está oficialmente kaput.

        Como sabes amigo Jorge, para mí se finiquitó oficialmente con el covid19, era parte de lo que se buscaba. Y para reafirmar aquello, para que no haya dudas, hemos asistido a como la UE se quita la careta y actúa como el IV Reich…. al que algunos veíamos ya por debajo de las faldas desde hace tiempo.

        ¿Quién da más?

        Me gusta

    1. Tú mete la pasta en rublos y luego Pedrito y su supergobi te los incauta por invertir en autócratas e igual -igual no, seguramente- hasta te meten en el trullo, no me digas que no habías pensado en eso. Otra cosa es que lo haga el Campechano, el Santander-BBVA o Ibermierda, pero tú, tú verás. Salvo que tengas las habilidades de abrir cuentas opacas en Shanghai como mínimo (la marrullería occidental olvídate), pero si sabes esos know-hows con seguridad que no deberías necesitar andar haciendo pelotazos baratos.

      Aquella historia del nazi que falsificaba moneda (operativo del Dritten Reich)… Todo es muy viejo. Como dice el Qohèlet (Eclesiastès), o el poeta persa.

      Le gusta a 1 persona

      1. de Walle,

        ni siquiera había pensado seriamente en invertir en rublos, como para pensar en las consecuencias de hacerlo ,)

        Solo quería comentar el tema. Yo a todo el que me quiera escuchar (me refiero a mis amigos, familiares, etc.), le digo que vea la evolución del euro y del rublo, y que luego intente ajustar eso con las sanciones a Rusia …

        Me gusta

    2. Yo no invertiría (de poder) en ninguna moneda. Solamente en oro (que lo puede hacer cualquiera además) y (teniendo capital) en bienes raíces de toda la vida 😅.

      En cuanto a la forma del declive occidental, estoy de acuerdo en que la forma y el timeline es inextricable (no has usado esa palabra pero la pongo yo). Parece que los yankes se despliegan en todos los frentes posibles y no descartan conflictos bélicos apoyados desde atrás en Asia-Pacífico. En fin, pues lo que viene siendo una guerra mundial.

      Mientras tanto y para seguir haciendo caja y apretando la soga a los vasallos y entorpeciendo a los demás: viruela del mono de la que «casualmente» se fabricó una vacuna en 2019 (autorización de la FDA…buscad, buscad) y se realizó un ejercicio de respuesta el año pasado… (buscad, buscad).

      Igual que con el covid 19…..

      Me gusta

      1. La vacuna de la viruela de toda la vida, la viruela-humana, la primera, la de Jenner (siglo 18), protege contra la viruela del mono (además de la humana). Todos los que hayan nacido antes de 1980-90, depende del país (cuando se declaró la viruela-humana erradicada y se dejó de vacunar a los nacidos a partir de esa fecha), están razonablemente protegidos e incluso es posible que porten el virus sin síntomas durante la primera exposición. El problema son los millennials, que no están vacunados.

        Le gusta a 1 persona

      2. Claro, y lo que tú creo que querías decir y yo respaldo, es que ese ‘invento’ es el timo habitual para sacar pasta del aire, es decir, cobrar por respirar. Robar, vaya.

        Me gusta

  18. Supervivencia – Rusia – Multilateralidad
    La máquina de pesadillas del ‘occidente colectivo’. A fines del siglo XIX, sus intelectuales soñaban con la revolución. Rusia la hizo. De comunismo, ellos solo han hablado, Rusia lo vivió durante setenta años. Entonces vino el capitalismo neoliberal y Rusia fue salvaje, en los 90 nadie desregulaba, privatizaba, neoliberalizaba y dejaba más ‘espacio’ a la ‘iniciativa empresarial’. En Rusia se han construido las mayores fortunas, partiendo de la nada, sin reglas y sin límites. Realmente Rusia creía en ello, pero no funcionó. Ahora comienza de nuevo. El sistema hegemón (Unilateral) está en peligro porque ya no puede ejercer el poder ante la realidad. Rusia pone la música, otra vez.

    Me gusta

  19. #Thuesday.
    Que tiene de malo la Mitología Judía?…mi respuesta: TODO. Los mitos «paganos» y/o animistas tenían una saludable relación con el mundo que envolvía las cuitas de los humanos. El terrible Dios Padre hebreo excluyó ese entorno como sujeto en la conciencia de su pueblo elegido: las catástrofes naturales eran sus castigos y los dones de la tierra sus regalos.
    La aparición de la Secta Cristiana poco alteró la ecuación: su Dios Amoroso permeo de resignación la conciencia de sus adeptos ante las desgracias del mundo pero dejó fuera a la naturaleza por Inanimada. Luego llegó la Reforma, una especie de vuelta a los orígenes; cuando las obras terrenales se convierten en el ensalzamiento de Dios Padre y la Fé pierde prestigio en el camino de salvación, la Caridad es la mejor apuesta…y cómo aumentar el éxito futuro si no es acumulandolo en el presente…al fin y al cabo la avaricia ya no es pecado, por lo tanto ya se puede explotar a diestro y siniestro porque cuanto más tengamos más bien haremos!!. Con el Calvinismo decimonónico se cerró el círculo: si no hay salvación sólo importan las obras…las nuevas ideas de nuestros filósofos y la ciencia son nuestras mejores herramientas: crecimiento económico y desarrollismo a ultranza… PROGRESO sin fin y camino a la perfección de los hijos de dios!!

    » La moderna patología de las ideas está en el
    idealismo, donde la idea oculta la realidad
    en vez de traducirla, así, esa idea es tomada
    como única realidad. La enfermedad de la
    doctrina está en el doctrinarismo y en el
    dogmatismo, que cierran a la teoría sobre
    ella misma y la petrifican. Y la patología de la
    racionalidad es la racionalización, pues encierra a lo real en un sistema coherente de ideas
    parcial y unilateral y no sabe que una parte de
    la realidad es irracionalizable, no sabe que la
    racionalidad tiene por misión dialogar con lo
    irracionalizable (E. Morin)»

    El virus terrestre de la Mitología Occidental llegó al inevitable encuentro con la Mitología China y se produjo un entente, en apariencia, incongruente…aunque no tanto: el calvinismo hiperindividualista y el confucionismo colectivista tienen en común la centralidad existencial de la laboriosidad, unos para sí mismo y el otro para el Estado.
    Hasta ahora la contaminación había sido unilateral: Calvino inyectó en Confucio la predación sobre la naturaleza; en este momento, cuando las presas escasean, Calvino se vuelve hacía Confucio e intenta, a la brava, transformar su innato individualismo en el colectivismo necesario para lograr mantener los cotos de caza.

    La guerra Rusotánica?…la fase II de esta transformación?
    El papel de Rusia?… formar parte del triunvirato del futuro inmediato?
    Están todos de acuerdo en la estrategia transformadora del NOM?…yo creo que sí!!

    Salud

    Le gusta a 1 persona

    1. El texto de Morin es iluminador. Aquellos que hayan visitado la filosofía griega o el budismo (o, más modernamente el mensaje de Jiddu Krishnamurti, que falleció en 1986) se han dado cuenta intelectualmente (y quizás comprendido de forma completa, más allá de lo intelectual) de que el pensamiento tal y como se ha utilizado es la raíz de todo mal…

      Lo viejo, que es memoria, que es toda tradición cultural más toda la historia de sucesos -digamos- del hombre…, es su condena.

      Solamente sin lo viejo, comprendiendo en cada momento ‘lo que es’ tal cual es (con todas sus implicaciones) puede darse lo nuevo…

      De momento, y actualmente en uno de sus ‘pico’ seguimos en la gráfica de conflicto permanente.

      Por cierto, yo también creo que existe un Triunvirato que ya ejerce en continua rivalidad mutua… Pero no se corresponde con países…

      Me gusta

      1. Jajajaj….

        Uno de ellos se ha representado a sí mismo históricamente con una estrella… Y sí, suena tópico, pero eso no quita que sea cierto.

        Me gusta

    2. Los seres humanos, entre las muchas propiedades que nos definen y que son propiedades todavía muy escurridizas y pendientes de entender, somos como muchos animales autoconscientes. Somos conscientes de nuestra existencia y de la muerte, y lo que significa, tanto en nosotros mismos como en los demás. Por no liarme mucho, tengo para mí que esto es inestable per se (por eso los seres con sistema nervioso tenemos neurotransmisores, sustancias químicas que perfilan la consciencia), y necesita mecanismos de estabilización. Cuando digo inestable, no me refiero a inestabilidad mental, enfermedad mental, sino a que el fenómeno en sí mismo es inestable, como andar bípedo, o volar, y requiere de muchas estructuras físicas y lógicas que además, son de las que menos ‘fallan’ por obvios motivos y no nos muestran brecha para apreder del fenómeno.

      Esto debe estar relacionado intrínsecamente con nuestras lenguas naturales y un fenómeno muy amplio y complejo que más o menos definimos como religión (tambièn cabe en èl la ideología, si es que no es lo mismo).

      Cuando se habla de cristianismo, a mi juicio se pasa por alto que en un hipermercado como el mundo romano (que no griego), donde las religiones como hoy en EEUU competían más o menos libremente y con unos estándares muy laxos (ni digamos si la religión era homologable, la llamada interpretatio romana), el cristianismo es sus *muchísimas* versiones (pensemos sólo en los gnósticos, que no han sobrevivido), a fuerza tenía que tener una ventaja evolutiva. Había muchas religiones monoteístas e incluso excluyentes, como las variedades de la judía, p.ej. la de Mitra, que era una especie de Opus Dei introducido entre los altos ‘funcionarios’ del imperio (no había tal cosa, pero para entendernos), incluyendo altos mandos del ejèrcito. Para entrar en todos estos nichos ya copados, es imposible si no tienes una ventaja evolutiva, y además se reveló en todas sus corrientes como una religión interclasista, que según variedad podía o no cuestionar ciertos aspectos menores del orden social.

      La ventaja evolutiva a mi juicio es muy simple y se pasa mucho por alto. En el resto de religiones, la vida postmortem era muy diferente según el estrato social al que se pertenecía. No todos los difuntos iban al mismo sitio, ni de coña, cómo iba a ser así, ni tiene nada que ver los campos elíseos con el Olimpo, incluso hasta en los infiernos había clases. El cristianismo, quizá inicialmente por accidente, vendía la misma recompensa postmortem para todos. Sin duda que un esclavo seguiría siendo esclavo de su amo si tal, pero irían los dos al mismo sitio, donde estarían de puta madre, no el Amo a un Casino Pijo y el esclavo a bañarse a la Estigia. La igualdad empezó en los Cielos, ya que era impensable en la Tierra, de ahí el correctivo posterior así en la Tierra como en el Cielo. Puede que vayamos todos al mismo sitio pero el orden seguirá siendo el mismo. Pero cuando llegaron las puntualizaciones la ventaja evolutiva había sido tan devastadora que le había comido la tostada a todo el Ibex panteónico.

      Se llama la fuerza de las ideas. Y no, tampoco está bajo nuestro control. Al revès, como siempre. Que luego sirva o no sirva, es muy difícil de analizar, si es que siquiera es posible, el cristianismo evidentemente no salvó al tinglado romano porque nada hubiera podido, pero sí sentó las bases de lo que vino detrás del batacazo.

      Le gusta a 1 persona

      1. Muy interesante #de Walle lo de la cuestión adaptativa.

        El tema del papel del cristianismo en el devenir romano y claro, en todo lo que ha venido después es un buen ejemplo de esa «fuerza de las ideas», que nos abriría igualmente ese «estado previo» que se canaliza a través de esa idea.

        Relacionado con esto me viene el tema de la conciencia o los estados de conciencia, en un sentido «evolutivo» si es que eso es posible y no han existido siempre, en toda época, humanos que han visto con claridad más allá de las «corrientes de pensamiento» del momento; una vez que ya éramos animales con lenguaje que permitía ese pensamiento, esa «conciencia» de uno mismo mediante la herramienta: yo soy, qué soy, yo quiero (ahí empieza el lío jajaja), yo quiero ser (peor).

        Me gusta

      2. Creo que sí, que en toda època ha habido individuos que han visto con bastante claridad en medio de la niebla y el sonambulismo social. No parece depender de factores cuantitativos, pero desde luego en Roma estaba escrita en textos una concepción del mundo (del cosmos) muy similar a la que tenemos hoy, no en datos concretos ni conocimientos de leyes concretas, pero sí del orden del mundo, lo cual da para pensar y mucho en una sociedad que desconocía leyes naturales básicas y la estadística, que no es cosa muy manejable por intuición, y gente como Plinio era un tipo que podría estar aquí hablando con nosotros ahora mismo.

        El problema es que la sociedad es una estructura dinámica, y me temo que necesita fuerzas de sostèn. Quizá la pregunta es cuánta gente puede asumir este tipo de discurso y què consecuencias tendría, porque asumirlo a nivel curiosidad intelectual es como tener un cuadro colgado en la pared.

        En otras palabras, si me cojo una máquina del tiempo y me voy a rajar con Marco Aurelio, aclarándole cómo funciona su tinglado y las trampas que este tiene respecto al pretenso poder de sus pretensos gestores, seguramente me entendería perfectamente, pero difícilmente podríamos hacer absolutamente nada para parar la avalancha en caída libre que ya era el tinglado. Minimizar el daño, quizá, supongo que da para ucronías literarias, que es una forma de sci-fi en precuela.

        Me gusta

    3. #pepitogrillo hay muchas lecturas y podemos estar de acuerdo en no estar de acuerdo en los varios miles de «stand points» posibles que podamos tener al respecto semejante temazo. Digamos que la dialéctica y multilectica de simultaneas conclusiones pueden sostenerse sin necesidad de que unas neutralicen a otras. Podríamos estar toda la vida sólo con intentar esclarecer qué es pensar? Y porque es «malo»? o se comprende de forma binaria: «malo» da lugar a su opuesto: no pensar es bueno… y las miles de derivadas mal-interpretaciones que de ellas se puedan haber hecho en la historia; sin ir más lejos lo que hicieron los Mohamedanos cuando prohibieron el pensar en su versión del Islam y le cerraron las puertas a la maravilla de Al-Andalus destrozándolo por dentro.. por ahí cuando exiliaron a Averroes. En cambio, a la vez se siguió produciendo pensamiento Sufí, que nos llevaba la salvia Griega a zonas rodeadas de cáustica espiritualidad postrada, sin que apenas los jefes de las Taifas los supieran. Y así miles de ejemplos. Salud

      Me gusta

      1. Faltaría más!!…pero el Sufismo es una forma de espiritualidad no una doctrina religiosa. No sé si has leído «la filosofía perenne», creo que se titula, un libro precioso de A. Huxley, en donde explica muy bien la diferencia del sentir religioso y la dimensión espiritual; que está, pero cada vez más confusa en las personas…aunque, después de tantos años de estar por estos lares, parece que hay ya una subespecie que carece de ese privilegio

        Le gusta a 1 persona

  20. Ahora que ya no la buscaba, pues en todos los idiomas estaba encriptada, se me aparece la famosa CARTA DE HABERMAS, «liberada», desencriptada :
    https://el país.com/ideas/2022-05-07/hasta-donde-apoyamos-a-ucrania-habermas-el-gran-intelectual-aborda-el-dilema-de-europa.html#?rel=mas

    Le gusta a 1 persona

      1. Cuando El País invita tanto a Jurgen Habermas a publicar, podemos imaginar qué es lo que representa el señor Habermas, por muy heredero de la Escuela de Frankfurt que sea.

        Me gusta

  21. Creo que esto zanja el tema Erdoğan,

    https://www.rt.com/news/555912-turkey-nato-finland-sweden/

    Ex-NATO insider offers Turkey plan to manipulate bloc
    Ankara has a chance to use the situation to achieve its goals, Naim Baburoglu says

    Turkey should take full advantage of the historic opportunity provided by Finland and Sweden’s bids to join NATO, retired Turkish Brigadier General Naim Baburoglu has advised. […]

    “Even if it takes 20 years, Turkey must capitalize on its veto power on the issue of Sweden and Finland,” argued the retired general, who once worked at NATO’s headquarters near the Belgian city of Mons.

    According to Baburoglu, it’s in Washington’s power to resolve the deadlock over Helsinki and Stockholm’s membership bids.

    “Who has the most interest in Sweden and Finland being in NATO? It’s the US because it wants to surround Russia from the northern Baltics. Therefore… Turkey should discuss this matter with the US in the first place,” he said.

    Me gusta

    1. ¿El qué zanja?
      ¿No has dicho que hay que esperar y ver?
      Ahí no dice ni que Suecia y Finlandia vayan a entrar, ni que no.

      » «Therefore… Turkey should discuss this matter with the US in the first place,” he said. «

      Me gusta

      1. Eso es, que Suecia y Finlandia no pintan nada. Ellos hablan con el jefe, no con los esburros. Ya les dijeron que no se molestaran en mandar a nadie a Ankara. En lenguaje diplomático esto es más que inusual, y en subtítulos es un os vais a la mierda que no sois nada. Seguro que mucha gente en Suecia y Finlandia lo ve así. Seguro que otros no.

        Veo que no lo coge: no es no. Turquía no se fía de esta gente y lo que pone ahí arriba es que una vez que hayan dado el visto y plácet pierden toda capacidad de chantaje, por tanto el juego es clarísimo. ¿Hace falta decir lo que es un chantaje? Por supuesto, siempre hay la posibilidad de que EEUU se baje los pantalones, tal y como está la cosa cualquiera calcula probabilidades, pero algo me dice que en EEUU todavía funciona el piloto de como nos tomen por el pito del sereno ya es lo que nos falta.

        Por otro lado, EEUU tiene bastante de lo que quiere. De hecho, tenerlos ahí en la puerta soportando una humillación detrás de otra no es que le perjudique, a EEUU, precisamente.

        Tiene pinta, efectivamente, de ir para muy largo. No es descartable que por el camino los dos vasallos tengan fuertes corrimientos internos y se repiensen la cosa. Habrá que estar atentos a ver cómo se mueven todos con este punto, porque los pesebres otánicos ya no vomitan el pienso de antaño.

        Le gusta a 1 persona

      2. «Eso es, que Suecia y Finlandia no pintan nada.»

        Bueno, ¿pero quien estaba discutiendo eso? Yo no desde luego.

        «Veo que no lo coge: no es no.»

        Lo primero, me puedes llamar de tú (si tú prefieres el «usteo», me lo dices y sin problema):

        No es que no lo «coja». Es que no estoy de acuerdo.

        Si Finlandia y Suecia no pintan nada en comparación con Turquía (repito que eso no es algo que se estuviera discutiendo aquí, así que no hacía falta zanjarlo), Turquía no pinta nada en relación a los USA y su juguete preferido. Si que Suecia y Finlandia entren en la OTAN sirve para tocarle las narices a Rusia, Suecia y Finlandia entrarán en la OTAN.
        ¿Que hay que darle más pasta al Erdogan? Pues ya saldrá .. de por ejemplo Suecia y Finlandia mismamente (más Noruega, si se empeñan los polacos :))
        ¿Que hay que amenazarle con otro golpe de estado, esta vez definitivo? Pues se le amenaza (depende del mono con pistolas que esté al mando en ese momento, ¿no?)
        En la OTAN, nadie pinta nada que no sean los USA, como no sea para poner la cama (el campo de batalla) y limpiar todo después (poner la pasta para reconstruir).

        Le gusta a 1 persona

      3. No entiendo tu punto, no le veo sentido.

        Si jugamos a lo que sea, hay unas reglas y las evaluaciones se hacen conforme a las reglas, no conforme a estèticas. Suecia y Finlandia no pintan nada porque les mandan hacer algo y lo hacen, les perjudica, no obtienen beneficio, por tanto ‘Suecia’ y ‘Finlandia’ son ceros a la izquierda. Otra historia es quienes mandan en Suecia y Finlandia, pero no Suecia y Finlandia.

        Turquía sí pinta, y mucho, porque se interpone precisamente a EEUU y lo chantajea, algo que ni osarían hacer ni Suecia ni Finlandia ni sus indirigentes. Pero ‘Turquía’ se planta, la pieza de juego y su jugador.

        Vamos a verlo con empresas. Suponte que eres el dueño de Dia España. Si la empresa se va a la mierda a ti sólo te preocupas tú, tus posibles pèrdidas personales. Dia no pinta nada, sus trabajadores menos. Suponte que eres uno de los dueños de Gas Natural, o del Santander. Este país puede prescindir de Dia% y ni lo nota, pero la pèrdida de esos tinglados acarrea serios problemas, por tanto pintan, los tinglados y quienes los manejan. Puedes explorar tú mismo la analogía y ver que la doctrina Carmena para el Santander no se la aplicarían a Dia%.

        Lo normal es que Gas Natural y Santander no tengan que oponerse al cotarro, porque forman parte, porque SON el cotarro, por tanto es muy significativo que lo hagan.

        EEUU no es un tinglado monolítico y bulle debajo de la superficie mucho más de lo que se puede ver. Turquía tiene apoyos y amiwitos en EEUU (mira la diferencia entre la administración Trump y la Biden), en todos los niveles, tanto a nivel palangana corrupta del Congreso como entre la casta militar e incluso los cánceres que tienen en forma de lobbies de toda forma y tamaño, Turquía pinta y mucho, Suecia y Finlandia no pintan nada.

        Nada. El valor geopolítico del territorio turco es similar al de suecos y finlandeses, ya ves què caro mean unos y què barato se dejan mear otros.

        Todavía más, EEUU no puede doblegar a Turquía y si aprieta más las tuercas, se puede encontrar con un resultado muy desagradable. Ya ves què problemones tiene con Suecia y Finlandia.

        La diferencia que explica esto es la clase política. La de norte está cooptada y adoctrinada, vacas estabuladas, la de sur son funcionalistas y ateos (de la religión occidental), animales salvajes.

        Le gusta a 1 persona

  22. ¿Pero què cojones estamos haciendo hablando del giro de Rusia, cuandi deberíamos estar hablando de la meningitis occidental (más estragos que cualquier biolab)?

    https://mundo.sputniknews.com/20220522/polonia-propone-que-noruega-comparta-con-ucrania-sus-ganancias-del-gas-y-petroleo-1125717413.html

    Polonia propone que Noruega comparta con Ucrania sus ganancias del gas y petróleo

    VARSOVIA (Sputnik) — El primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, instó a Noruega a compartir con Ucrania sus enormes ganancias de las exportaciones de petróleo y gas.
    «El beneficio adicional de Noruega del petróleo y el gas superará los 100.000 millones de euros (…)», dijo Morawiecki, agregando que «eso no es justo», y en su opinión, Noruega debería «compartir de inmediato» con Kiev sus ganancias de la venta de esos tipos de combustible. […]

    Van a acabar a tortas en una de sus reuniones…

    Le gusta a 1 persona

    1. Más lógico sería exigirle a Estados Unidos que compartiera con Europa la carga de las sanciones, por ejemplo vendiendo su LNG al precio que se le compraba el gas a Rusia.
      Seguro que iban a decir que sí.

      Le gusta a 1 persona

      1. Sanctions, lies, hipocrisy…

        Le gusta a 1 persona

      2. Esa es buena 🤣🤣🤣🤣.

        Menudo negociazo de vacunas y armas (y drogas clásicas que acompañan a toda guerra) y combustibles fosiles para «reflotar el capitalismo»… Pero vamos, reflotamiento del de toda la vida… Nada de capitalismo verde; negro y rojo.

        En cuanto a la carga de las sanciones no te has fijado bien #Salva… : las poblaciones de USA y la UE van de la mano felizmente a compartirla….😀

        Me gusta

    2. Creo que, históricamente, voy entendiendo porqué se ha tenido tanta inquina a los polacos…

      Veremos el tiempo que tarda EEUU y la UE en mandarlos al carajo. Aunque igual no da tiempo y se desintegra todo y para todos antes.

      Me gusta

  23. Desde luego, los códigos político-ideológicos de Rusia son muy diferentes a los de Occidente, y de ahí que muchas veces sea tan complicado entender qué es el régimen político que lidera Putin (obsérvese que digo que lidera Putin, no que sea el régimen de Putin). Todo ello genera en Occidente confusiones y equívocos respecto a Rusia. Hay quien todavía ve en el régimen actual de Rusia una continuidad del régimen soviético y los confunde con comunistas, como si el estalinismo fuese comunismo; hay quien ve a Rusia como un régimen populista de derechas; otros consideran al partido de Putin como de extrema derecha, etc., etc. No creo que podamos determinar lo que es la Rusia actual, por cuanto es un régimen todavía en formación. Habrá que esperar a ver qué sale de todo eso.

    Me quedo con cosas apuntadas por Poch, que considera del todo relevantes:
    1. La ideología que impera en Rusia no empieza, ni acaba con Putin
    2. Es una alternativa al comunismo de la URSS, pero al mismo tiempo también una alternativa al neoliberalismo de los años 90.
    3. Se ha vuelto antioccidental, anti civilización occidental
    4. Es una mezcla de todos los simbolismos tanto de la tradición rusa zarista, como de la tradición soviética. Ahí cabe todo. Un totum revolutum ideológico.
    El anti occidentalismo del régimen actual ruso puedo entenderlo. Yo siempre confié en el ideal gorbachiano de una integración europea de Lisboa hasta Vladivostok. No pudo ser. Pero el desprecio, la humillación y el odio a que se ha visto sometido ese país en los últimos 30 años por parte de los países occidentales, tenía que desembocar a la fuerza en una reacción de no menos odio hacia las fuerzas que han despreciado a Rusia. No es que Rusia quiera abandonar Occidente, sino que Occidente la ha empujado a eso. Es una mera cuestión de supervivencia. También es cierto -no soy tan ingenuo- que de haber triunfado el integracionismo gorbachiano de Lisboa a Vladivostock, no tengo del todo claro que Rusia se hubiese conformado con ser un país más en el concierto europeo. Probablemente hubiese intentado ser el líder de Eurasia.

    Mi impresión final es que Rusia, para sobrevivir como país, va a necesitar ir hacia una economía de guerra total para defenderse de Occidente y guardar la ropa con China a medio o largo plazo. No va a tener más remedio que vestirse con una gruesa coraza. Economía de guerra y reindustrialización del país. Es obvio que Poch está en lo cierto cuando afirma que el neoliberalismo ya no le sirve. Va a ser una nueva versión de estatalización del país, sin ser comunista. Un régimen jerárquico burocrático-militar (tipo Imperio Romano), que a la postre es lo que ha sido siempre. Vuelven a sus raíces. En un régimen de ese tipo, los derechos humanos y libertades desde luego no tienen hueco. Resumiendo, un régimen autocrático puro y duro, que ya ni siquiera va a necesitar disimularlo con paripés constitucionalistas y electoralistas.

    Me gusta

    1. Y arreglar la desgracia demográfica en que está sumida. Políticas de natalidad y penalización del aborto probablemente. Rusia necesita habitantes como agua de mayo. Muchos habitantes.

      Me gusta

    2. 1.Los derechos humanos jamás han sido respetados en ninguna parte, ni en Andorra siquiera. Para lo que es la media, Rusia sale muchísimo mejor parada que la media europea, incluyendo el stalinismo. Irlanda se hizo independiente del Reino Unido por su magnífica justica, su impoluto registro en DDHH (que siguieron tal cual en el Ulster, matando y entrullando a gente que literalmente pasaba por allí) y su soberbia democracia estilo Trevijano, con su pan se la coman. Por no hablar de otros países otánicos. Dicho sea de paso, no hay ningún pueblo relacionado con Rusia que haya sufrido un genocidio por hambruna como Irlanda, que de los casi 9 millones de personas que tenía la isla a mediados del 19 no llega aún hoy a 5. Ya está bien de tanto pegote, ¿no?

      2.A Rusia ahora mismo le sale el dinero por el culo. A chorros. Si el tarugo polaco dice que Norega ha ingresado 100 k de k más y ponle que tienen un ~60% de la tarta de Rusia, echa cuentas. Vete a saber, igual implantan el salario universal, como Alaska, son muchos más pero tambièn esto de los hidrocarburos va como la espuma.

      3.El argumento de China ya es risible. Si se acercan a Occidente, no hay peligro (no, què va, como decía el otro el otro día, ser enemigo de EEUU es muy peligroso, ser su amigo es f*a*t*a*l), si se acercan a China, sí. Venga ya. Y el Campechano nos lo aclara.

      4.Lo que fue Rusia antes de la URSS, fue un país de ladrones, como toda Europa, sus castas dirigentes, respecto a su autoritarismo zarista, pues si eso es el 10 de la escala los garrulos junkers de Bismarck se van al 85, la tropa austrohúngara al 95, Hispanistán corramos un estúpido velo, y la Große Britannien vigila la cartera. En la URSS no se robaba básicamente porque no había què robar (cromitos de Lenin). Los rusos al lado de los polacos son la permisividad en persona transfigurada, y tú mismo comentaste de Bernardotte, el vascofrancès de la tropa napoleónica que acabó Rey de Suecia, ESHE PAISH DE LA LUTHTH-THTH, que se encontró con un país de pandereta que se caga la perra la conserva esa putrefacta que abre a arcadas a Satanás mismísimo, que se la comen como una delicatessen y los aduaneros noruegos abren fuego contra el que meta una lata de esas en el país, hoy en día nos demuestran que incluso ELLOSH han cambiado menos que los rusos. Que le pregunten a Pippi Apalizamonos (menudas hostias que por lo visto le daba al puto mono).

      5.Esto va a acabar como en el 45, repartièndose el continente entre China y Rusia. Espero que nos toque ir con los rusos porque en el fondo son unos putos vagos, porque los chinos ya sabes lo que dijo Paul Lafarge de ellos: son una de las cinco razas malditas por su adicción al trabajo. Y ya sabes cuáles son las otras cuatro. ¿No? Los escoceses, los auverñeses, los pomeranios y los gallegos. Lafarge tenía muy bien calados a todo el mundo, ad maiorem Manuel Goreiro gloriam (Felipe claramente es hispanistano central).

      Le gusta a 1 persona

      1. Y aquí tenemos la delicatessen de los SHERESH DE LA LUTHTH-THTH, ellos tan respetuosos de los DDHH y que tanto enjuague y tanta palangana tienen con tanta gente. Es de esperar que pase a ser plato de obligado consumo en la OTAN,

        La verdad que el vídeo es toda una alegoría de Occidente. Y eso que la comida rusa tambièn es de cojones.

        Le gusta a 1 persona

      2. De Walle, eres el campeón de las boutades. Hay ladrones y ladrones, y los de la cuenca del Mediterráneo crearon escuela internacional. Los del Este de Europa nos han superado. Pero tus ocurrencias son muy divertidas. Ya sabes que me lo paso pipa leyéndote. En alusión a los gallegos, yo debo ser la excepción que confirma la regla, pues mi lema siempre ha sido la ley del mínimo esfuerzo. Pero es cierto, en general, los gallegos son un pueblo de adictos al trabajo. Por eso son confiables y en todas las partes del mundo requieren de sus servicios, por su eficiencia y porque son legales. Hay una anécdota verídica. Varias empresas suizas hace no muchos años, vinieron a España a hacer campaña de reclutamiento de trabajadores GALLEGOS. Casi treinta años después de la gran migración. Se acordaban de ellos jajaja. Solo los querían gallegos. Parece que los emigrantes gallegos que habían poblado Suiza en los años 60 y 70 dejaron buen sabor de boca entre los suizos jajaja. Conozco bien el paño. A finales de los años 70 solía ir a trabajar a Suiza de lavaplatos en restaurantes durante los dos meses de verano. Con esa pasta tenía para mis vicios el resto del año en España y de paso me pagaba los estudios. Allá en Ginebra fue donde me desvirgaron. Si tuviese que esperar a que me desvirgaran en España, aún hoy en día sería virgen.

        Me gusta

    3. Yo apuntaría que la cosa es Berlín-Moscú in the future. Cuando el Occidente/mundo caiga, Alemania puede dejar de sostenerse en el resto de Europa, que es un incordio, y entregarse a ese matrimonio germano-ruso que se lleva saboteando varios siglos… Los yankes, además, estarán recogiendo los trozos de «su» Edén.

      Por cierto, la no discriminación simbólica rusa que apuntas, la fusión natural de la bandera zarista, Purin yendo a misa (es ateo) y los símbolos comunistas junto al lazo de San Jorge en uniformes militares, mástiles de los territorios liberados y desfiles…. es algo sencillamente genial.

      ¿Quién en Europa ha hecho o ni siquiera planteado algo así? ¿Quién habla de unidad nacional?

      En eso Putin and Co. nos ha pasado a todos por la derecha.

      ¿Os imagináis que alguien platease eso en España? No hay huevos pero sobre todo no hay inteligencia.

      Me gusta

      1. Tenía un chiste el otro día Fontdevila (a veces, es muy brillante, o al menos comulga con mi sentido del humor), los republicanos rindiendo homenaje a peldaños, bordillos y desniveles que son los únicos que hacen caer a la monarquía.

        Le gusta a 1 persona

      2. Tenía un chiste el otro día Fontdevila (a veces, es muy brillante, o al menos comulga con mi sentido del humor), los republicanos rindiendo homenaje a peldaños, bordillos y desniveles que son los únicos que hacen caer a la monarquía.

        Le gusta a 1 persona

    1. Mmm… Si fuera Polonia el primate se habría disparado a sí mismo…

      Es que es pasmante… Un país de 40 millones de personas, ¿de verdad no hay nadie mejor para ocupar los cargos de sus payasos indirigentes? Estoy diciendo para hacer las mismas políticas, evidentemente.

      Y nosotros si eso tambièn nos callamos, explicaciones de què… El tío no vuelve porque añore nada, como si echase cualquier cosa en falta (los 75 kilos de la otra verbenera, eso seguro), el tío viene a JODER. ¿¿¿Y le ríen la gracia???

      Le gusta a 1 persona

      1. El tío viene a golpear, como Francisquito en su Dragón…el republicanismo de salón de esta mierda de reino está empezando a salirse del tiesto y hay que barrerlo con la media España franquista bordenline e hiperactiva… fácil cuando la otra media es amorfica e hipoactiva.

        Le gusta a 1 persona

      2. Tenía un chiste el otro día Fontdevila (a veces, es muy brillante, o al menos comulga con mi sentido del humor), los republicanos rindiendo homenaje a peldaños, bordillos y desniveles que son los únicos que hacen caer a la monarquía.

        Me gusta

      3. Somos mu mu mu tontos 🤣.

        Ya en su día me pareció que Leticia y la entrada del color morado en RENFE (precursor de PODEMOS) era parte del plan republicano, que es más de lo mismo o peor que lo que tenemos, pero con Guardia Republicana en Moncloa.

        Me gusta

  24. Por cierto Jorge, la dimensión en cuanto a todo aquello que está poniendo en solfa la Operación Z te estará sorprendiendo eh…. 🤣

    Y queríamos una invasión rápida…. Jajaja. Ahora vemos con más claridad (#de Walle en esto nos superaba desde el inicio) porqué la cosa tenía que ir como ha ido…

    Es Occidente quien sucumbe ante sus propios actos y ante su propia podredumbre, que Z ha puesto de manifiesto. Rusia se refuerza y de qué manera y China se prepara para lo suyo.

    Me gusta

    1. Ah, #de Walle, elijo también a los rusos 🤣🤣🤣 en el reparto de Europa. Además de mi nombre, soy de una provincia históricamente querida por el turismo ruso tanto estacional como de segunda residencia.

      Me gusta

    2. Valenciano me da que no. Valenciá i home de bé, no pot ser jajajaja (si hay algun valenciano pido disculpas, es una broma, tómenselo con sentido del humor). Iván, tu eres mallorquín, probablemente de Ibiza. Los mallorquines son gente guapa, al menos no niegan a Catalunya como hacen los valencianos. Y los menorquines son casi catalanes al menos en el acento cuando hablan.

      Me gusta

      1. Bueno, no me hubiese importado serlo… Además vivir en algún lugar no muy densamente poblado de Ibiza (alguno habrá) hubiese sido chulo y ¡para qué salir de allí!… Pero no, soy de la «frontera sur» que dirían los de ERC….

        Valenciano no no, Valencia es nuestro sojuzgador centralismo… Ríete de Madrid en sus tiempos… Incluso de Barcelona para Cataluña. La casta política y empresarial valenciana es de aúpa.

        Le gusta a 1 persona

      2. De Alacant, Alicante. Bueno, al menos eres del lado valenciano que sabe cuáles son sus raíces. Porque hay cada valenciano pepero…….que ríete tu de los gallegos. He estado en Alicante y en Torrevieja, Benidorm.

        Me gusta

      3. Sí, sé bien cual es la composición sociohistórica de la capital y de la provincia, si te refieres a eso. La política también 🤣.

        Torrevieja es uno de los mayores horrores urbanísticos del Mediterráneo… Benidorm, en su sector, está bien pensado.

        La costa en general de la provincia de Alicante es muy chula y el interior también. Ha sido y es machacada por Valencia desde siempre, política y económicamente, porque la superaba y aun la supera en muchos aspectos. Te podría dar una lista de agravios.

        Me gusta

      1. Mi duda principal actual es qué papel juega la Operación Z en todo este entramado NOM/Reset (y sus ítems: 4a revolución industrial, transhumanismo y otras paranoias)… Porque, si esto ha sido buscado (la guerra), se debió contar con ella por toda esa élite de vejestorios sedientos de sangre dinero y poder que no quieren morir… No es creíble que creyesen en serio que la Rusia de Putin caminaría hacia atrás… ¿o sí?

        Siguiendo ese razonamiento, el colapso económico de Occidente (sobre todo el Occidente atlantista) estaría en la ecuación…

        Y antes de que #de Walle me llame la atención (lol): no hablo de los capataces que vemos en la tele… Mantengo que ellos no organizan nada. Por encima de los capataces están los jefes, los amos.

        Sí, ya sé que esto nos dejaría en la bruma, porque la cosa es más inteligible si nos quedamos en la capa países/bloques/élites obtusas… Capa que existe y tiene vida «propia»… hasta donde la tenga, claro.

        Pero es que sufro una especie de runrun…. , de intuición de «alguienes» por encima de los actores disfrazados de países y malévolos portavoces como Bill o Klaus…

        Por cierto, en estos días se ha publicado una de esas entrevistas para blaquearse que tanto le gustan a Bill; las paga desde hace décadas porque no lleva nada bien aparecer como el malo de la Humanidad (además por encima de Klaus). En esta ocasión, además, nos cuenta lo mal que lo estan pasando su ex y él….

        No dice nada de las decenas de «quedadas» con Epstein…
        Le preguntaron no hace mucho en un programa USA (el vídeo circula por internet) sobre su amistad con él y tal y… en fin, hay que ver esa contestación…

        Me gusta

      2. En esas estamos Iván, a mí me pasa lo mismo. Cuando hace cuarenta años intentábamos «ver» el mundo que traería el neoliberalismo, ni en los pensamientos más aciagos nos imaginamos que íbamos a poder vivir una distopía como la que nos están pergeñado. Lo siento Walle, pero si que creo que hay un estrato a la sombra, intocable, «demoniaco» y con poder demiúrgico…y quienes gobiernen en Rusia y China, estén o no en el ajo, obligados o no, forman parte de esta tramoya.
        El Deep State mundial, la Deep Web, el control total de los mass, las decisiones políticas y sanitarias, fuera de toda lógica y el más elemental sentido común no creo que sea un tipo de casualidad cósmica de alineación planetaria…p.ej. yo vivo en Colombia (me autoexilié aquí por salud mental), ayer viendo el telediario para ponerme al día dedicaron tanto tiempo a la Viruela del Mono como a las elecciones del próximo domingo, la disculpa era que un español turista había dado positivo, sólo eso, ni en donde ni cuando. Creo que la moraleja para quienes creen que el tragacionismo es intelectualmente superior al negacionismo en estos tiempos sería algo así: la sarna con gusto no pica, pero sobre todo en su estado final cuando las terminaciones nerviosas son insensibles.
        Pues eso, Salud.

        Le gusta a 1 persona

      3. PG54 no hay tales poderes en la sombra. Primero porque no hay tal sombra, son públicos, más grandes que Dios, bien visibles, es como el traje del Emperador. Lo que está en las nieblas siempre son las reglas de juego, no las reglas en sí (el que no las aprende, fuera del Darwin Board), sino sus raíces últimas, y esas reglas nadie las dicta, nadie las crea, son un fenómeno socionatural, emergente, sin control de voluntades, idènticas a las reglas de los ecosistemas, aunque sí es cierto que hay gente que se mueve digamos en las zonas altas de la pirámide que sí se cree que las leyes las hacen ellos y que las gobiernan ellos. Luego el dr.Kissinger habla como hoy en Davos y obviamente, no se lo pueden creer.

        No hay, nunca hubo tales poderes en la sombra. Simplemente, si no nos limpiamos, si no limpiamos nuestras madrigueras, nos llenamos de mierda y miseria, atribuir eso luego a las conjuras judeo-masónicas lo veo un poco demencial. Bueno, un mucho. Vamos a ver, ese invento tan moderno, el estado nacional. Dejando a Francia aparte porque era un manicomio, la consolidación de la Corona de Castilla acabó en el siglo 15 por embutirla en un callejón sin salida, que terminó en una cadena de guerras civiles, matar la gallina de los huevos de oro que era su vasallo el emirato de Granada (no, no era independiente, o era tan inpendiente, o menos, que el todopoderoso arzobispado de Santiago de Compostela que succionaba un 25% de la península o el reino de Sevilla, otro burdel astronómico), para rematar la jugada con el saqueo de las cajas de ahorro que eran los judíos, y en esta se encuentran con la Corona de Aragón que perdía fuelle frente a estados-pandereta que estaban todos los días a hostias (Florencia, Siena, Venecia, Gènova, Milán) pero de mucho mayor poderío económico, es decir, despuès de fusiones e ir a dar al BBVA-Santander-LaCaixaBankia, el tinglado resultante era una quiebra en sinergia espiral. Menos mal que la Mano de Dios hizo aparecer Amèrica. Porque sino los dos tinglados se desintegraban (era exactamente lo que querían hacer los Comuneros, Germaníes e Irmandiños no llegaron tan lejos en sus modestas pretensiones).

        Si prefieres otro ejemplo, la casa galesa Tudor despuès de centralizar Inglaterra y avanzar tambièn en su estado-nación se vio con el culo al sol en el siglo 16, simplemente las cuentas del tinglado no cuadran, menos mal que nacionalizaron la Iglesia y el saqueo le vino que ni Dios a las arcas del Estado.

        Pero el camino del estado moderno lo inauguran los PPBB. Como núcleo capitalista, sostienen el tinglado tal y como funcionó despuès, saquendo el orbe a diestro y siniestro.

        En resumen: estado nacional caca, no funciona, quiebra, no hay centralización factible sin tecnología adecuada (física y social), y de no ser por la expansión global modelada por el capitalismo estos estados se hubieran desintegrado como los primeros de mitad de la Edad Media (el imperio Angevino, o el Carolingio anterior, incluso puedes meter a Borgoña en el saco). Simplemente la tecnología no daba, el parato no vuela, hostia y fracturas.

        No fue: ni los cátaros, ni los templarios, ni los judaico-jázaros, ni los valdenses, ni la conjura franciscana, ni los capetos que cagan en sus petos, ni las hordas mongolas ni los bogomilos ni nada de nada, ni siquiera el Papado que era un Burdel Atómico, estupidez humana que no sabe por dónde va, crea dioses y los adora hasta que se da una hostia con ellos.

        Le gusta a 1 persona

      4. #de Walle, prometo reflexionar sobre todo esto. Ya has visto que a mí me resuena «lo otro». Muchas gracias 😀✌️

        Me gusta

  25. De Walle, tu comentario sobre la zoonosis (en una entrada pasada) me ha entristecido. ¿Un hombretón como tú creyendo en brujerías de ese palo? ¿Tus afanes de análisis (disolución) de las Verdades mentirosas que nos gobiernan no han llegado a la chuminada virológica? No hay que irse hasta el Dr. Stefan Lanka, aunque cabe irse con gusto, pero el biólogo Máximo Sandín tampoco cree en la zoonosis. Aunque en realidad vale con un poco de sentido común en lo que se refiere al tema de la Causa (Única), cosa que cae por su propio peso desde la Torre de Pisa. Te animo a explorar alguno de esos caminos. Eso de que los virus que saltan de especie es como lo de los perros y los gatos con la humanidad (o algo así) me recordó a la chorrada darwinista de inspirarse en la selección artificial para dar a luz su doctrina. Saludos cordiales, y sigan todos escribiendo a tope, que se aprende un huevo.

    Me gusta

    1. Tengo pendiente ese asunto, porque he escuchado opiniones contrarias de entre profesionales médico-científicos.

      A Lanka lo conozco del tema VIH que, por cierto, esto que hemos vivido tiene similitudes y no pocas con lo que se tramó entonces y que sigue dando beneficios multimillonarios a los fabricantes de los venenos que «cronifican» la «enfermedad». Cuarenta años de decenas de miles de millones y ni «cura» ni vacuna.

      Lanka era y es muy crítico con todo ese asunto. Montagnier, que Dios lo tenga en su gloria porque murió en Febrero, dejó dicho en 2008 que el VIH tal como entraba en el cuerpo salía si el organismo está sano… Ahí es nada. Nada más comenzar el Covid-Show dijo también que era un virus de laboratorio (creo que pocos dudan ya esto aunque callen) y que tenía partes del VIH.

      Otro de los que murió «a tiempo», Kary Mullis (agosto o septiembre de 2019), Nobel por inventar la PCR, llevaba décadas diciendo que esa prueba «tal cual» no servía para diagnosticar nada, y menos el VIH, ya que textualmente «puedes encontrar lo que quieras»….

      Yo, que estuve cerca del asunto, recuerdo bien que hace diez años todavía leías que los diversos estamentos y oenegés que vivían del business SIDA clamaban para TODOS LOS CIUDADANOS se hiciesen la PCR….

      ¿Y qué? ¡¡¡AL FIN OCURRIÓ!!!

      Ay Dios….

      Me gusta

    2. Sobre el papel de los virus:
      Si ves a una persona, -un virus-, que tiene las llaves de la puerta de una casa -o una célula-, y utiliza esas llaves para entrar y salir, puedes pensar, -algunos lo hacen, Sandín, Biólogos por la verdad-, que ese alguien vive ahí y por eso tiene las llaves, conoce bien la casa, o incluso es su dueño; o bien puedes pensar, -como hace la mayoría, casi todos o todos-, que es un intruso y ha robado las llaves.
      De momento, «piensa mal y acertarás», es el consenso científico.

      Me gusta

  26. Yo también me iría una buena temporada bien lejos aunque fuese para atenuar en lo posible mi «ser occidental», por supervivencia mental.

    Iberoamerica es también muy permeable a la dirección única, a la corriente psicológica occidental. Incluso nos toman como ejemplo (a Europa) y también a los USA en parte… Están equivocados, claro.

    Y sí, lo peor es que cuanto mayor sea el desbarajuste, más se justificará posteriormente un gobierno mundial, aunque se le llame de otra manera, claro, y esa especie de seres humanos particulares allá arriba entre la bruma, lo gestionarán.

    Me gusta

    1. No somos distintos a otras especies tanto como queremos creer.

      Tener un lenguaje abstracto y conciencia de la propia existencia y finitud no es la diferencia positiva/distintiva/evolutiva que se cree…

      La diferencia, creo yo, sería el amor… si se descubriese.

      Creo recordar que fue Theodore Monod que dijo aquello de: «on a tout essayè, sauf l’amour». Y como dijo Krishnamurti: «el amor no es cosa de la mente».

      Esa indagación es principalmente individual.

      Me gusta

  27. En el Pentágono no tienen ni puta idea de cuál es la parte de arriba y la de abajo de la bandera ucraniana. No será porque no estèn cansados de verla. Más bien es el efecto ‘no veo lo que no quiero’.

    Le gusta a 1 persona

      1. Y además, la foto ha sido tomada justo en el momento en el que le dicen al tío por el pinganillo que hay que cortar, porque se ha hecho una pifia con las banderas

        Me gusta

      2. Madre mía. En los comentarios del artículo que ha pasado #de Walle hay un yanke que dice textualmente: ¡¡Pero si hasta hace tres meses no sabíamos ni dónde estaba Ucrania!!

        🤣🤣🤣🤣

        Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: